Mi bebé y yo

Homeopatía para la subida de la leche

( 0 votos) load

¿Sabías que la homeopatía resulta de gran ayuda en los casos en los que a la mamá no le sube la leche? Te explicamos, uno a uno, los remedios más eficaces en estos casos.

La lactancia materna es fundamental tanto para la mamá como para el niño, puesto que ayuda a reforzar la relación entre ambos en los meses que siguen al parto y porque proporciona al recién nacido todos los principios nutritivos necesarios para su crecimiento. La leche materna, en efecto, contiene sustancias nutritivas en cantidad y calidad óptimas para el desarrollo del recién nacido: grasas monoinsaturadas, vitaminas, proteínas, sales minerales y anticuerpos. Incluso la Organización Mundial de la Salud la considera un alimento indispensable y se ha propuesto alcanzar la cuota del 50% de niños alimentados con pecho hasta los seis meses: un resultado del que aún estamos lejos.

En este sentido, hay quien piensa que el hecho de recurrir a productos homeopáticos puede ser de gran ayuda para el tratamiento de las problemáticas relacionadas con la lactancia: un período que provoca bastante angustia a las recientes madres. Veamos, por tanto, cuáles son los remedios homeopáticos que se pueden utilizar para favorecer la subida de la leche. Teniendo en cuenta también que, para conseguir el objetivo, es importante beber muchos líquidos y no apretar el pecho con sujetadores demasiado estrechos o push up.

- Actaea racemosa 9 CH: Utilizada durante el trabajo del parto para favorecer la dilatación uterina, también ayuda a la subida de la leche cuando tarda en aparecer. Asimismo, es útil durante el embarazo, en el tratamiento de los síntomas del síndrome premenstrual e incluso en el tratamiento de la artrosis cervical: actúa sobre la contracción de los músculos, garantizando un efecto relajante.

- Pulsatilla 9 CH: Este producto se aconseja en el caso de que el pecho esté blando y duela, o bien tenga escaso o ningún flujo de leche. Se extrae de la anemona pulsatilla, una planta que crece de forma espontánea en los prados. Actúa, sobre todo, sobre las mucosas respiratorias y sobre las secreciones, y está indicada especialmente para las mamás un poco ansiosas, que temen no poder dar el pecho a sus hijos o bien no poderlo hacer adecuadamente.

- Urtica urens 9 CH: Se trata de la dilución de la ortiga, útil cuando aparecen problemas que bloquean el flujo de la leche. Podría ser el caso del retorno del ciclo menstrual de la mamá: después de parto, pueden tener lugar alteraciones de este tipo.

- Ricinus 5 CH: Antes de cada tetada, y en esta dilución, consigue estimular la producción de prolactina. Por el contrario, otras diluciones, como 30 CH, son útiles para frenar la producción de leche.

- Lac caninum 9 CH: Se trata de otro remedio útil en el caso de que la mamá quiera concluir la lactancia materna. Es más eficaz el Ricinus 30 CH, pero el Lac caninum está especialmente indicado si la mamá sufre dolor de cabeza.

INFORMACIÓN PATROCINADA

Te puede interesar

Homeopatía para la subida de la leche Y tú ¿Qué opinas?

Tienes que estar registrada para escribir un comentario o votar. Puedes registrarte aquí o si ya tienes una cuenta, puedes acceder a ella.
ACCEDE A TU CUENTA
Recuérdame
Entrar
REGÍSTRATE GRATIS
ÚNETE A LA COMUNIDAD DE MI BEBÉ Y YO
REGÍSTRATE GRATIS
¿Por qué registrarme?

Comentarios (0)