Mi bebé y yo

Los recién nacidos están menos indefensos de lo que se cree

( 1 voto) load

Al  nacer, los bebés parecen extremadamente frágiles y, sin embargo, son menos vulnerables de lo que se creía, según un estudio del King's College de Londres. Te explicamos a qué se debe.

Al nacer, los bebés parecen extremadamente frágiles, pero son menos vulnerables de lo que se creía. Esto es lo que se desprende de un estudio del King's College de Londres, publicado en la revista científica Nature Medicine. Según el estudio, el sistema inmunitario de los recién nacidos ya puede, desde los primeros días, combatir los virus y las bacterias con un mecanismo distinto al de los adultos. Los investigadores llegaron a esta conclusión después de analizar los resultados de muestras de sangre de 28 bebés prematuros

El estudio es interesante, ya que pone de manifiesto que la hospitalización por infección de los recién nacidos durante sus primeras semanas de vida puede deberse a factores que van más allá de "la fragilidad" del pequeño. Una de las causas que explicaría los motivos de que el recién nacido sea menos vulnerable de lo que se creía puede deberse al hecho de que, sobre todo durante las últimas semanas del embarazo, la madre transfiere a través de la placenta inmunoglobulina clase G (IgG), que protege al bebé. Más adelante, cuando el bebé empieza a producir sus propia inmuglobina, desecha la de la mamá. Otro de los factores que protege al recién nacido de los virus y las infecciones es la lactancia materna. La leche materna es rica en sustancias antiinfecciosas: contiene inmunoglobulinas secretoras (IgA), entre otros. La leche materna también transfiere al bebé la lactoferrina, proteína de la leche que tiene una acción bacteriostática y bactericida. En el caso de los bebés prematuros, la leche materna es todavía más preciada.

¿Una vez en casa, qué pueden hacer los padres para proteger al bebé de las infecciones?
En primer lugar, especialmente si el bebé nace prematuramente, los papás tienen que llevar una higiene de manos estricta antes de tocar al bebé. También es importante evitar tocar al bebé en lugares muy concurridos, donde es mayor el riesgo de infección: transporte público, supermercados o tiendas. Asimismo, es importante prestar atención a las épocas del año con mayor incidencia de enfermedades, como pueden ser las gripes o la diarrea. Es importante, durante estos períodos, evitar que el bebé entre en contacto con personas enfermas.  

INFORMACIÓN PATROCINADA

Te puede interesar

Los recién nacidos están menos indefensos de lo que se cree Y tú ¿Qué opinas?

Tienes que estar registrada para escribir un comentario o votar. Puedes registrarte aquí o si ya tienes una cuenta, puedes acceder a ella.
ACCEDE A TU CUENTA
Recuérdame
Entrar
REGÍSTRATE GRATIS
ÚNETE A LA COMUNIDAD DE MI BEBÉ Y YO
REGÍSTRATE GRATIS
¿Por qué registrarme?

Comentarios (0)