Mi bebé y yo

Primeros días de guardería: ¿cómo afectan a las mamás?

( 0 votos) load

Apoyarse y pedir consejo a las mamás que ya han vivido este cambio puede ayudar a poner a un lado el sentimiento de culpa y vivir el comienzo de la guardería del niño con más serenidad.  

La guardería representa un gran cambio en la vida de nuestro hijo, a menudo, dictado por exigencias familiares, pero, a veces, resuelto con la convicción de que se trata de una experiencia de crecimiento positiva. Y, como cada cambio en la vida de nuestro hijo, también la fase de inserción se debe hacer de forma gradual y en un ambiente que lo haga sentirse a gusto, permitiendo, día tras día, un tranquilo distanciamiento respecto a los padres.

A menudo, las mamás ignoran que el comienzo de la guardería es un momento importante y delicado también para ellas mismas, porque el distanciamiento del niño viene acompañado, en casi todos los casos, de una serie de sentimientos contradictorios: por un lado, está la seguridad de que recibirá todas las atenciones que merece, que aprenderá rápidamente muchas cosas nuevas, que se divertirá; pero, por el otro, se teme que esta elección, dictada por la seguridad, influya negativamente en él y en su vínculo con los padres y, en consecuencia, prevalece el sentimiento de culpa. Sin embargo, todas las mamás intentan sonreír y mostrarse entusiasmadas cuando, en realidad, les inunda una infinidad de dudas, miedos y angustias de cualquier tipo. Quien más y quien menos, algunas, primero, y otras, tras algunos días, todas las mamás sienten un cúmulo de sensaciones y de emociones, a menudo, difíciles de entender. 

El inicio de la guardería, normalmente, tiene lugar junto con otros niños que están acompañados de sus mamás, y, a menudo, este momento es muy valioso para muchas de ellas, especialmente, para las primerizas, que tienen muchas dudas sobre qué hacer: si continuar con el proceso de adaptación o abandonar. Y es, en este momento, cuando los ánimos para insistir, escuchar las experiencias recíprocas y los consejos y vínculos que se crean al hablar con otras mamás se convierten en una parte fundamental de la adaptación para las jóvenes mamás. De hecho, son ellas quienes tienen más necesidad de recibir una confirmación de que lo que están haciendo es la mejor elección para sí mismas y para su hijo. Además, enfrentarse a los llantos histéricos de los niños, que ni quieren ni aceptan el distanciamiento, junto con otras mamás que están viviendo o han vivido las mismas experiencias y emociones en el pasado empuja a las jóvenes mamás, inevitablemente, a alcanzar una sensación de bienestar. 

Puede parecer absurdo, pero, muy a menudo, el proceso de adaptación a la guardería depende mucho del estado de ánimo de la mamá. En efecto, el niño percibe su estado de ánimo, que es capaz de influir en su tranquilidad. Por este motivo, es aconsejable mostrarse contenta y llena de entusiasmo ante esta nueva experiencia en el desarrollo del niño, incluso si en su interior no es así. Dar confianza al niño significa estar segura de que es capaz de superar un momento difícil y de gran cambio. Incluso sabiendo que está sufriendo, debemos ser capaces de ofrecerle todo nuestro apoyo, pero sin ceder a cada uno de sus caprichos. En estos momentos difíciles, sentirse apoyada por las otras mamás que ya han vivido la misma experiencia es fundamental para permitir afrontar la situación de la mejor manera, para sentirnos más seguras de nosotras mismas.

Por lo general, los niños, especialmente los más grandes, viven como un momento de crisis el paso de la tranquilizadora situación doméstica a la extrañeza de un ambiente totalmente nuevo con personas que nunca han visto antes. Pero, después de un comprensible momento inicial de confusión, si el niño se siente seguro, también gracias a la serenidad de su mamá, todos los temores de antes desaparecerán.

(Te interesa: Comparte tus dudas y experiencias sobre guarderías en el GRUPO GUARDERÍAS de nuestra Comunidad)

 

INFORMACIÓN PATROCINADA

Te puede interesar

Primeros días de guardería: ¿cómo afectan a las mamás? Y tú ¿Qué opinas?

Tienes que estar registrada para escribir un comentario o votar. Puedes registrarte aquí o si ya tienes una cuenta, puedes acceder a ella.
ACCEDE A TU CUENTA
Recuérdame
Entrar
REGÍSTRATE GRATIS
ÚNETE A LA COMUNIDAD DE MI BEBÉ Y YO
REGÍSTRATE GRATIS
¿Por qué registrarme?

Comentarios (0)