Mi bebé y yo

Masajes para bebés

( 18 votos) load

Los masajes son muy beneficiosos para los bebés: les alivian pequeños trastornos, les estimula y es una muy buena manera de transmitir serenidad y cariño al pequeño.

El masaje favores distintas funciones del organismo como la circulación sanguínea y linfática, el sistema inmunitario y la función intestinal, entre otros. Sin embargo, el masaje también favorece la estimula​ción del bebé

Gracias a los estímulos táctiles, el niño "siente" y percibe las distintas partes de su cuerpo, aprende a controlar mejor los movimientos, a ser más independiente y a adquirir mayor conciencia de sí mismo.

Además, el masaje​ infantil no es sólo una técnica, sino una forma de comunicación entre la mamá y el bebé. Permite establecer con el recién nacido un contacto inmediato y envolvente, confiado al contacto y a la corporeidad.

Y, con un poco de paciencia, todas las mamás consiguen personalizar los "movimientos" secundando la sensibilidad del bebé.

El masaje debería ser una práctica habitual. Si la mamá dispone de poco de tiempo, puede aprovechar, por ejemplo, el cambio de pañal para friccionarle las piernas, o bien el momento de la tetada para masajearle los brazos o las manos. 

INFORMACIÓN PATROCINADA

Te puede interesar

Los innumerables beneficios del masaje infantil para el bebé Y tú ¿Qué opinas?

Tienes que estar registrada para escribir un comentario o votar. Puedes registrarte aquí o si ya tienes una cuenta, puedes acceder a ella.
ACCEDE A TU CUENTA
Recuérdame
Entrar
REGÍSTRATE GRATIS
ÚNETE A LA COMUNIDAD DE MI BEBÉ Y YO
REGÍSTRATE GRATIS
¿Por qué registrarme?

Comentarios (2)

Invitado - invitado
:) ME PARESE MUY CHEBERE QUE NOS DEN CONSEJOS PERSONAS UQE YA TIENEN EXPERIENCIA EN SER PADRES
Invitado - invitado
Me encanta hacerle masajes a mi hijita porque yo también me relajo. Después del baño le aplico en la piel una crema de caléndula y le hago cariño por todo su cuerpecito, a veces le paso las uñas y hace unos movimientos bien divertidos, otras veces se queda pegada mirando el infinito mientras le paso las manos por la espalda, después una lluvia de besos y a domir, es tan especial ese momento, siento que ambas lo esperamos, claro que ahora que está más grande yo no se queda quieta todo el tiempo, pero entre juegos, la acaricio y la beso hasta que poco a poco comienza a relajarse. Lo mejor de todo es que después la llevo a su cuna y duerme hasta el otro día!!!!