Mi bebé y yo

Ejercicios en el agua: los consejos de la matrona

( 2 votos) load

Cada vez son más las mujeres que asisten a un curso de ejercicios acuáticos durante el embarazo para prepararse para la maternidad. Veamos, de la mano de una matrona, cuáles son sus ventajes y cómo deben hacerse. 

El ejercicio suave y rítmico en agua templada (30- 32 ºC) es relajante y proporciona el apoyo necesario a los cambios que el cuerpo experimenta durante el embarazo. La práctica del ejercicio se suaviza en el agua al no recibir impacto ni carga sobre las articulaciones. La flotabilidad, la falta de gravedad, favorece la sensación de ligereza y de bienestar, ya que la futura mamá puede desplazarse con más facilidad y sin riesgo. El contacto con el agua produce un micromasaje en el cuerpo de la embarazada, lo que provoca sensaciones agradables y muy placenteras.

Durante este tipo de ejercicios, la mamá se beneficia de la presión que el agua ejerce sobre su cuerpo. La presión hidrostática facilita el retorno venoso, mejora la circulación y disminuye el edema en la mujer embarazada. Todo eso ayuda a prevenir dolores por contractura muscular a nivel de la columna y de las articulaciones sacroilíacas. Los movimientos de desplazamiento y de propulsión a través de manos y pies ayudan a reforzar el tono muscular, mejorando la resistencia, la coordinación y la flexibilidad de la futura mamá, que se mueve de forma equilibrada, global y armónica. Los ejercicios en el agua aumentan la capacidad respiratoria, lo que garantiza una mejor oxigenación, tanto de la madre como del bebé, y facilita el aprendizaje de nuevas técnicas de respiración, que serán de gran ayuda de cara al parto. Asimismo, se refuerza la actividad diafragmática, alterada por el aumento de volumen y por la presión abdominal de la embarazada.

Una conexión con el bebé
En el embarazo, el agua tiene algo de magia: es fluida, movediza, recuerda el líquido amniótico, donde todos hemos estado. Durante los ejercicios en el agua, se realizan movimientos especialmente diseñados para favorecer el vínculo con el bebé, que, en ese momento, se encuentra en el mismo medio acuático en el que están sus papás. El papá acude a las sesiones junto a su mujer y ambos realizan conjuntamente los ejercicios en el agua. De este modo, el papá se prepara para ser un "buen entrenador personal" de su mujer durante el parto. Además, puede compartir dudas y experiencias con otros papás que, como él, también asisten a estos cursos de gimnasia en el agua.

Preparación maternal en el agua 
En los talleres de Aquamater, la matrona enseña varios ejercicios, en los que se alterna movimiento y quietud. Le estimulación sensorial, mediante músicas adecuadas y diversos materiales de colores, enriquece la práctica del ejercicio. Asimismo, en este centro, se realizan talleres teóricos sobre los principales temas relacionados con el embarazo, el parto, el posparto y la lactancia, y se comparten dudas y experiencias junto a otras parejas, siempre acompañados por la matrona. 

matrona-agosto12

 


Mª Àngels Santandreu Ojeda. Matrona de Aquamater (www.aquamater.es).

 

INFORMACIÓN PATROCINADA

Te puede interesar

Ejercicios en el agua para embarazadas: los consejos de la matrona Y tú ¿Qué opinas?

Tienes que estar registrada para escribir un comentario o votar. Puedes registrarte aquí o si ya tienes una cuenta, puedes acceder a ella.
ACCEDE A TU CUENTA
Recuérdame
Entrar
REGÍSTRATE GRATIS
ÚNETE A LA COMUNIDAD DE MI BEBÉ Y YO
REGÍSTRATE GRATIS
¿Por qué registrarme?

Comentarios (0)