login

¡Entra en la comunidad!

PUB - Banner OAS AD 'Top' Debajo de logo

Google search

 

Raspado de matriz en el embarazo

1 1 1 1 1 3(5 Votos)
FacebookTwitterPinterest

0 Comentarios Comentar
A veces, los embarazos se interrumpen de forma natural y el útero expulsa el embrión. Cuando esto ocurre, se debe practicar un raspado de matriz. Te explicamos en qué consiste.
Cuando el embarazo se interrumpe de forma natural y el útero expulsa por sí solo el embrión, se debe practicar lo que se conoce como legrado o raspado de matriz. Se trata de una operación que  se realiza con anestesia local o general, la practica un ginecólogo y dura una media hora. Es cierto que tanto psicológica como físicamente no es una intervención agradable, pero no hay razón para preocuparse. Además, el riesgo de sufrir complicaciones postoperatorias es mínimo. El raspado consiste en provocar la dilatación del cuello uterino y extraer la totalidad del contenido uterino.

- No es una intervención dolorosa. Es cierto que la interrupción del embarazo siempre conlleva un dolor psicológico pero, aunque es lógico sentir algo de dolor físico durante la intervención, gracias a la anestesia, será mínimo.

- El postoperatorio tampoco es demasiado complicado. Es posible sentir algún dolor mínimo, similar a los dolores menstruales o sufrir pérdidas durante algunos días. En caso de sangrados abundantes y prolongados, o de dolores intensos, no dudes en volver a visitar al ginecólogo. Tras un período de dos ciclos (el tiempo que el útero tarda en reconstituirse) puedes intentar quedarte embarazada de nuevo.

Y tú ¿Qué opinas?

Comentarios

  • No se han encontrado comentarios

login movil

¡Entra en la comunidad!