Síguenos
Mi bebé y yo

Fiebre en bebés: qué hay que hacer

( 67 votos) load

La fiebre no es una enfermedad, sino un síntoma de que algo no está bien. Por eso, no siempre hay que eliminarla, sino tenerla controlada, ya que indica que el organismo está reaccionando a las agresiones de virus y bacterias. ¿Cuáles son sus causas y cómo tratarla?

​La fiebre es un síntoma muy común en los niños y lo importante es tenerla controlada. Se ha demostrado que, gracias a la fiebre, las células-barrera más importantes contra virus y bacterias aumentan hasta 20 veces y reducen la duración de la enfermedad.

Qué es la fiebre

Se entiende por fiebre el aumento de la temperatura corporal superior a 37,2ºC tomada en la axila. Dicho aumento indica que hay un desequilibrio entre la producción y la dispersión de calor en el organismo.

La temperatura puede sufrir alteraciones durante el día. En general, por la mañana es más baja (35,8ºC-36,4ºC aproximadamente; a primera hora de la tarde, empieza a subir, y sigue subiendo hasta última hora de la tarde; después, por la noche, disminuye gradualmente.

La variación de la temperatura también puede estar provocada por causas que no tienen nada que ver con una infección como, por ejemplo, la digestión de una comida abundante o un ejercicio fisico muy intenso. Se habla de fiebre cuando la temperatura permanece por encima de los valores normales durante un período de tiempo o más o menos largo.

El mecanismo de la fiebre

Los estudiosos sostienen que la fiebre se manifiesta cuando el organismo aumenta la producción de glóbulos blancos, llamados leucocitos, necesarios para combatir una infección causada por virus o bacterias.

Debido a la actividad de los glóbulos blancos, las células del organismo estimulan a su vez la producción de sustancias llamadas pirógenos endógenos, que literalmente significa "sustancias generadoras de fuego". Estas sustancias actúan en el centro de control de la temperatura corporal, el hipotálamo, que está situado en el cerebro, y lo estimulan para que aumente la temperatura con intención de destruir los microorganismos nocivos.

Si en ese preciso momento se interviene contrarrestando la acción del organismo y bajando la temperatura, se impide que el mecanismo de la fiebre tenga sus propios efectos beneficiosos.

Las causas más frecuentes de la fiebre

La fiebre es un síndrome causado por una inflamación, una infección o por ambas a la vez. En función de cómo evolucione la fiebre y de los otros síntomas que la acompañen, el pediatra puede llegar a identificar su causa y tomar las medidas oportunas.

He aquí una lista de síntomas que pueden ayudar a identificar la causa de la fiebre y, consultando todas las opiniones, elegir el comportamiento más indicado mientras se espera la intervención del médico:

- Pesadez, dolor de cabeza, debilidad y escalofríos: gripe.

- Vómitos: intoxicación o gastroenteritis.

- Tos y nariz tapada: gripe, infección viral o bronquitis.

- Diarrea: infección intestinal, indigestión, intoxicación o envenenamiento.

- Dolor de cabeza, dolor en la frente, encima de las cejas, o en la nariz: sinusitis.

- Dolor de oídos: otitis o parotiditis.

- Dolor de estómago: apendicitis, cólicos o infección intestinal.

- Dolor al orinar: cistitis o infección del tracto urinario.

- Manchas rojas en la piel y pequeñas pústulas: una de las enfermedades exantermáticas: sarampión, escarlatina, rubéola, varicela, quinta enfermedad, etc.

Cómo bajar la fiebre

(Te interesa: Cómo bajar la fiebre en bebés y niños)

Cuándo dirigirse al pediatra

Normalmente, la fiebre no necesita la presencia inmediata del médico. De hecho, se dan casos de infecciones virales leves que desaparecen espontáneamente al cabo de 48 horas.

Hay que llamarle inmediatamente si:

- El niño tiene menos de seis meses y la fiebre supera los 38ºC. En realidad, los lactantes corren más riesgo de deshidratarse.

- El niño es mayor a seis meses y la fiebre supera los 39ºC.

- La fiebre está acompañada de vómitos o bien de dificultad respiratoria.

- La fiebre se manifiesta tras una exposición al sol o en un lugar muy caluroso.

- La fiebre no baja después de 48 horas o, aun siendo moderada, continúa durante varios días.

(Te interesa: Enfermedades en niños)



big Img
Foto 1 de

|Si la temperatura es superior a 38 ºC, administrarle un medicamento antitérmico, previamente prescrito siempre por el pediatra. Los fármacos de uso común son el paracetamol y el ibuprofeno. La tendencia actual es no alternar o combinar el uso de ambos fármacos, pero será el pediatra quien determine qué fármaco usar, en qué dosis y cada cuántas horas.|La cantidad de medicamento administrada debe basarse en el peso del niño, y también la determinará el pediatra.|Un remedio tradicional que puede aliviar al pequeño es aplicarle paños de agua templada o fría sobre la frente o en las extremidades.|Le puedes bañar en agua templada para favorecer la dispersión del calor. El agua no debe estar demasiado fría, puesto que el choque de temperatura puede perjudicar al niño.|Dar de beber mucha agua al niño también contribuye a eliminar la infección y mantener al pequeño hidratado.|Cuando la fiebre haya desaparecido, el niño necesita otros cuatro o cinco días de convalecencia, lo que significa que debe guardar reposo y es preferible que salga a pasear en las horas más cálidas de día.|

Los golpes de frío son muy peligrosos, ya que las infecciones provocan una bajada de defensas transitoria, lo que puede facilitar a nuevos virus o bacterias la entrada en el organismo del niño. Es mejor abrigarle bien al salir cuando hace frío, lluvia o viento.

|

La falta de apetito es normal cuando el niño está enfermo o tiene fiebre. Nunca hay que obligarle a comer, si no le apetece. Sin embargo, aceptará mejor los alimentos fluidos y ligeros, como los purés de verduras o frutas.

|

La hidratación es fundamental. Si el niño no quiere comer, nunca debe faltarle líquido. Los zumos de frutas y el agua van muy bien y le aportan vitaminas y sales minerales, además de mantenerle hidratado y ayudarle a vencer la infección más deprisa.

Te puede interesar

Fiebre en bebés: causas, síntomas, medición y tratamiento Y tú ¿Qué opinas?

Tienes que estar registrada para escribir un comentario o votar. Puedes registrarte aquí o si ya tienes una cuenta, puedes acceder a ella.
ACCEDE A TU CUENTA
Recuérdame
Entrar
Entrar
ÚNETE A LA COMUNIDAD DE MI BEBÉ Y YO
REGÍSTRATE GRATIS
¿Por qué registrarme?

Comentarios (5)

Invitado - asahia4
hola en un principio si es asi es mejor el dalsi primero y en caso se no bajarle alternar pero el otro dia fui al medico y ya no lo aconsejar alternarlo entonces no se como cambian tanto no es necesario darle dalsi o lo que sea rapidamente al tener fiebre tambien puedes darle con paños mojados. También es cierto que el apiretal va bien por el dolor y la fiebre. El Dalsy es más anti inflamatorio.
Invitado - llorena
hola mamas, Aunque siempre ahi variaciones, dependiendo del medico y el paciente. Casi siempre lo primero que te dice es que des el apiretal(paracetamol) y si vemos que sobre las hora vuelve a subirle la fiebre el dalsy (ibuprofeno). DE todas forma depenede mucho de cada paciente, por ejemplo mi hija suele ser de fiebre alta tengo que alternar casi siempre la medicacion, aunque para que no me pase suelo darla un poco de apiretal cuando supera los 37,5 y con esto no le sube mucho.
Invitado - invitado
al comentario del bb d seis meses q le lloran los ojos puede q tenga sus lagrimales tapados llevalo con un oftamologo mi bb estaba igual con 1 ojo y con un apreton fuerte en el saco lagrimal 4 veces al diase le sestapa saludos
Invitado - invitado
Hola podria ser qempezase a tener conjuntivitis, lo qdeberias hacer seria lavarle los ojitos con suero fisiologico y aspirarle los moquitos, ya veras como mejora, sino lo hace llevala a su pediatra.
Invitado - invitado
BUENAS QUERIA SABER XQ LE LLORA LOS OJOS A MI BEBE DE 6 MESES, MUCHAS GRACIAS.