Soy una mujer de 34 años que hace ocho meses dio a luz a un hermoso bebé. Aproximadamente un mes después de dar a luz fui a hacerme la visita de control y mi ginecólogo se dio cuenta de que mi útero, de forma y posición normales, se había dado la vuelta. ¿Cómo es esto posible? Si en el futuro quiero quedarme de nuevo embarazada, ¿esta situación me creará problemas? Gracias de antemano por su respuesta.

Respuesta de Dr. Claudio Ivan Brambilla

La retroversión del útero, además de no evitar la concepción, no implica ningún riesgo para el bebé y no requiere de una cesárea. La razón es muy simple: durante el embarazo, el útero va aumentando gradualmente su volumen, se mueve lentamente hacia adelante hasta que, alrededor del tercer trimestre, asume de nuevo su posición normal. Normalmente, al final de los nueve meses, el cuello uterino se instala en las proximidades de la abertura superior de la vagina, lo que permite el buen funcionamiento de la fase expulsiva. Quiero hacer hincapié en que la retroversión del útero no es una malformación, sino una simple anomalía de posición de importancia menor desde el punto de vista médico.

En la mayoría de los casos, la posición del útero es la "anteversión". El "cuerpo", es decir, la parte superior, se inclina hacia adelante hacia la vejiga, mientras que el cuello del útero (o cérvix) se encuentra adyacente a la boca de la vagina superior. El útero está en retroversión cuando se inclina de nuevo hacia el intestino.

Buscador de consultas

Muchas mamás compartís las mismas dudas... aquí puedes encontrar consultas ya resueltas sobre el tema que te interesa... ¡Búscalo aquí!

Consultas más populares de Ginecología

Últimas consultas en Ginecología

Te puede interesar