Mi bebé y yo

Simbología de las flores de Navidad

( 2 votos) load

Ahora que se acerca la Navidad es un buen momento para decorar el hogar con flores como el muérdago o la flor de Pascua. Descubre su historia y simbología.

 

 

La Navidad es un momento del año especial en qué la decoración del hogar toma relevancia. Gracias a las flores de Navidad puedes dar un toque festivo a tu casa. El muérdago y la flor de Pascua son las plantas más representativas de la Navidad. No tan típicas, pero igualmente bonitas y festivas, son las flores blancas. Los jazmines, que se hallan en su momento de mayor esplendor en esta época del año, las violas blancas y las rosas son otras buenas opciones decorativas para las Fiestas.

La flor de Pascua

La flor de Pascua o pulcherrima procede de México, donde fue descubierta en 1834. En su hábitat natural es un arbusto de cinco metros de alto. Las flores de esta planta no son rojas, sino que lo son las hojas que rodean a las flores (pequeñas vainas amarillas). Se la conoce como flor de Navidad porque es durante esta época del año que muestra su auge y esplendor. 

Existe una leyenda que explica el motivo por el que una flor tan humilde ostenta hojas tan llamativas. Cuando Dios creó la tierra quiso que las plantas entregaran sus mejores flores a los hombres. Un arbusto se esforzaba para cumplir su tarea pero nadie reparaba en él porque sus pequeños capullos amarillos estaban ocultos por enormes hojas. Entonces Dios decidió regalarle su propia sangre, que tiñó las flores de rojo intenso.

Cuidados de la Flor de Pascua: prefiere un lugar con buena iluminación natural y resiste el sol directo todo el año, a excepción del verano. No resiste las heladas, ya que es una flor de interior. Se recomienda regarla un par de veces por semana. Puede durar más allá del periodo navideño, pero es difícil mantenerla de un año para otro si no se está atento a sus necesidades de riego.

El muérdago

Colgar adornos de muérdago en puertas y ventanas durante la Navidad es una práctica muy extendida entre los norteamericanos. Posteriormente, se ha extendido alrededor de Europa. Según la creencia popular, si una mujer recibe un beso bajo el muérdago en Nochebuena, encontrará el amor verdadero. Si se trata de una pareja, su unión será bendecida con una descendencia numerosa.

Una historia escandinava ilustra el origen de esta superstición. Frigga, diosa del amor y la belleza dentro de la mitología nórdica, tuvo un sueño en que aparecía su hijo Balder, dios de la primavera, muerto. Asustada, Frigga recorrió la tierra e hizo prometer a los cuatro elementos que no dañarían al dios de la primavera. Sin embargo, nadie se acercó a advertir al muérdago, pues su aspecto era inofensivo. Balder murió por la herida de una lanza con punta de muérdago. El mundo palideció con la llegada de un prematuro invierno. Los dioses decidieron resucitarle y se decretó que, de ese día en adelante, las parejas debían besarse al pasar bajo el muérdago para celebrar el amor por la tierra.

 

Te puede interesar

Simbología de las flores de Navidad Y tú ¿Qué opinas?

Tienes que estar registrada para escribir un comentario o votar. Puedes registrarte aquí o si ya tienes una cuenta, puedes acceder a ella.
ACCEDE A TU CUENTA
Recuérdame
Entrar
Entrar
ÚNETE A LA COMUNIDAD DE MI BEBÉ Y YO
REGÍSTRATE GRATIS
¿Por qué registrarme?

Comentarios (0)