Síguenos
Mi bebé y yo

Cuento de otoño para tu hijo

( 20 votos) load

¿Por qué algunos árboles pierden sus hojas en otoño y otros no? Puedes explicárselo a tu hijo con este entrañable cuento de otoño. ¡Descúbrelo! Es muy sencillo de entender y les encantará.

Ha llegado el otoño y, con el fin del verano y la llegada de los primeros vientos fríos, los árboles empiezan a cambiar sus hojas de color y a teñirse de tonos rojos, naranjas y amarillos. En unas semanas, empezarán a caerse las primeras hojas, que anuncian la llegada del invierno

Sin duda alguna, el otoño es una época preciosa para salir con la familia de excursión al monte. Aparte de la gran variedad de colores, dignos de una postal, que muestra el bosque y que tanto nos gusta a los adultos, están las hojas que caen al suelo y que se pueden pisar, algo que chifla a los niños. Y, por si fuera poco, el bosque en otoño ofrece una rica variedad de flora y fauna. Es la época de las castañas y las setas. Puede ser muy interesante organizar una salida familiar para enseñar al niño cómo son las setas, cuáles son comestibles y cuáles no, cómo deben recolectarse respetando el entorno...Y también es una época idónea para recoger bayas y hojas secas, y enseñar al niño a qué árbol pertenecen. Además, se pueden elaborar manualidades ecológicas de otoño con los frutos recogidos en el bosque

Así que no lo pienses más y aprovecha este fin de semana para organizar una salida familiar al monte. Y, para llenar de magia la excursión, puedes aprovechar para narrar un bonito cuento de otoño a tu hijo. "¿Sabes por qué algunos árboles pierden las hojas y otros no?", puedes preguntarle. Ante su respuesta negativa, cuéntale este entrañable relato.

(Te interesa: Cuentos para dormir: ¡los 10 mejores!)



big Img
Foto 1 de

|

Hace mucho tiempo, en un bosque muy lejano, llegó el otoño y, con él, se acercaba el frío Viento del Norte. Todos los pájaros que vivían allí se vieron obligados a emigrar en busca de sitios más cálidos.

|

Solamente quedaba un pobre pajarito, que tenía un ala rota. Debía encontrar pronto un lugar donde refugiarse para no morirse de frío. Entonces se dio cuenta que a su alrededor había muchos árboles. "Seguro que me prestarán cobijo", pensó. 

|

El primer árbol que se encontró era un fuerte roble. El pajarito pensó que le daría permiso para refugiarse entre sus ramas hasta la llegada del buen tiempo. Sin embargo, el roble, muy enfadado, le dijo: "Si te dejo quedar, picotearás mis bellotas".

|

Entonces, el pájaro vio otro árbol, de hojas plateadas y tronco blanco. Era un álamo. Pensó que le daría refugio. Le contó su problema, pero el álamo le echó, diciéndole que iba a manchar sus bonitas hojas y su blanquísimo tronco. 

|

Cerca de allí, había un sauce, que con sus largas ramas, podía cobijarle de los fríos que se avecinaban. Pero igual que los demás, le rechazó.

|

El pobre pajarito, con su ala rota, se fue desconsolado, vagando sin rumbo fijo, cuando se encontró un abeto. Le preguntó qué le pasaba y, al escuchar su triste historia, el abeto le ofreció sus ramas, contento de tener compañía para todo el invierno. El pino, que estaba cerca del abeto, se ofreció para protegerle del viento y el enebro le dio bayas para que no muriera de hambre.

|

Entonces, empezó a soplar el Viento del Norte, fuerte y frío. Pasaba de árbol a árbol y sus hojas iban cayendo unas tras otras. Al llegar a los árboles donde estaba el pajarito, el Viento del Norte estaba a punto de soplar con fuerza, cuando el Rey de los Vientos le vio y le dijo: "¡Atúrate! Puedes desnudar a todos los árboles menos a los que han ayudado al pájaro". Y se fue.

|

Y, por esta razón, algunos árboles pierden sus hojas cuando llega el otoño y otros las mantienen todo el año.

Te puede interesar

Cuento de otoño para tu hijo Y tú ¿Qué opinas?

Tienes que estar registrada para escribir un comentario o votar. Puedes registrarte aquí o si ya tienes una cuenta, puedes acceder a ella.
ACCEDE A TU CUENTA
Recuérdame
Entrar
Entrar
ÚNETE A LA COMUNIDAD DE MI BEBÉ Y YO
REGÍSTRATE GRATIS
¿Por qué registrarme?

Comentarios (3)

Invitado - invitado
Hola soy Vero, mi hija tiene 7 meses hace ya como 2 o 3 semanas se cayo de la cama no le Paso nada, sin embargo a partid de ese suceso empezó a comportarse muy chillona y berrinchuda la mayoría de las veces mas cuando la dejamos sola o estamos alejados a una distancia no muy larga, no se si tenga que ver con la caída o que también empezó a estar con uno de sus Primos que todo el tiempo llora, hace berrinche y patalea todo el tiemPo y mas cuando su madre no estA cerca que podrá ser les agradecería de su opinión... Saludos Cordiales
Invitado - invitado
oooooo, que tierno......aunque sea una manera ficticia de contestar a esta pregunta, es muy educativo!!!!!!!!!!!
Invitado - invitado
UNA BUENA HISTORIA DE AMISTAD APROPIADA PARA LA ESTACION