Mi bebé y yo

Los pediatras recomiendan las leches de crecimiento

( 2 votos) load


Pediatras y expertos en nutrición recomiendan las leches de crecimiento, ricas en Omega 3 DHA y hierro, para cubrir las necesidades nutricionales de los niños de 1 a 3 años.

En el marco de la celebración de los Cursos sobre Avances en Nutrición organizados por la Fundación Iberoamericana de Nutrición (FINUT), investigadores, pediatras y especialistas en esta materia han coincidido en que los niños de 1-3 años tienen unas necesidades nutricionales específicas. Cubrirlas de una forma adecuada es esencial para su salud y asegurar su buen desarrollo.

Actualmente, muchos niños presentan carencias de ácidos grasos poliinsaturados Omega 3 DHA, que tiene un papel clave en el desarrollo cerebral, y también de hierro, un mineral esencial para el desarrollo cognitivo y motor. Para contrarrestar los efectos de una mala alimentación, los especialistas recomiendan que los niños de 1 a 3 años tomen leches de crecimiento para asegurar un buen desarrollo del sistema nervioso, cognitivo, motor e inmunológico.

Jaime Dalmau, jefe de sección de la Unidad de Nutrición y Metabolopatías del Hospital Infantil La Fe de Valencia, ha destacado que las carencias en hierro pueden provocar alteraciones en el crecimiento, la conducta y el desarrollo del sistema cognitivo y motor del niño. En el caso de los ácidos grasos poliinsaturados Omega 3 DHA, su consumo tiene un efecto positivo en la agudeza visual de los neonatos, sus funciones motoras y de aprendizaje, además de ayudar a la prevención de alergias y enfermedades autoinmunes.

INFORMACIÓN PATROCINADA

Te puede interesar

Leches de crecimiento: ¡los pediatras las recomiendan! Y tú ¿Qué opinas?

Tienes que estar registrada para escribir un comentario o votar. Puedes registrarte aquí o si ya tienes una cuenta, puedes acceder a ella.
ACCEDE A TU CUENTA
Recuérdame
Entrar
REGÍSTRATE GRATIS
ÚNETE A LA COMUNIDAD DE MI BEBÉ Y YO
REGÍSTRATE GRATIS
¿Por qué registrarme?

Comentarios (1)

Yo creo que cuanto menos alimentos demasiado tratados mejor, aunque se trate de suplementos supuestamente necesarios. Mi hijo (de 17 meses) toma toda clase de verduras, fruta y cereales dos veces al día, pescado varias veces a la semana y medio litro de leche al día. Su pediatra no ve necesario que tome ningún suplemento de nada. Me da la impresión de que, a veces, nos manejan un poco gracias a nuestro afán de protección por nuestros hijos. Las leches de crecimiento son un buen negocio.