Mi bebé y yo

Paseo en bicicleta

( 1 voto) load

Para divertirse y pasar algunas horas al aire libre, son muchas las personas que se animan a ir en bicicleta los fines de semana. Para los niños es una actividad muy recomendable porque se divierten y hacen deporte.

Además, la bici no tiene "contraindicaciones": sólo es necesario no exagerar y limitar los esfuerzos, según la propia capacidad, para poder pedalear con total seguridad y tranquilidad.

¿Y para los niños? Desde las primeras salidas en triciclo, la experiencia de la bicicleta resulta muy beneficiosa, siempre que se respeten algunas reglas de seguridad. He aquí los consejos de los expertos.

Montar en bicicleta: cuándo empezar

• En cuanto el pequeño empiece a caminar, se le puede regalar un triciclo.

• Normalmente hacia los dos años, el pequeño ya es capaz de pedalear con habilidad y, en torno a los cuatro años, ya puede ir en bicicleta.

• Es importante adquirir triciclos y bicicletas de calidad debidamente homologadas para niños.

• Por lo que respecta a la elección de la primera bicicleta, el chasis no debe tener la barra horizontal, para favorecer que el pequeño se baje fácilmente de la bicicleta, y tampoco debe tener ángulos o partes salientes que puedan dañarle.

• El pequeño tampoco debe flexionar demasiado o demasiado poco las piernas.

Ir en bici: seguridad

¿Cuándo podemos empezar a ir en bici con nuestros hijos? ¿Cuáles son las condiciones de seguridad que hay que poner en práctica? Ir en bicicleta toda la familia verdaderamente es un "sanalotodo" para desintoxicarse de la contaminación de la ciudad y para estar en contacto con la naturaleza. Sin embargo, es necesario respetar algunas reglas:

• Los niños de edad inferior a diez meses pueden ser llevados en la bicicleta con un portabebés anterior.

• Sólo después de losdiez meses y de que el desarrollo motor del pequeño le permita sostenerse erguido sobre la espalda, se le puede llevar en un asiento anterior, controlando que sus pies estén bien apoyados y que el pequeño lleve un casco.

• Cuando el niño tenga dos/tres años, es posible sentarle en un asiento posterior. Además de los modelos "tradicionales" que hay en el mercado, existen modelos con el respaldo reclinable, adaptados para recorridos medios-largos.

• Es mejor adquirir asientos de marcas específicas para la infancia y que estén dotados de: respaldo, apoyacabezas, cinturones de seguridad y apoyapies.

 

 

Te puede interesar

Paseo en bicicleta: ¡diversión al aire libre! Y tú ¿Qué opinas?

Tienes que estar registrada para escribir un comentario o votar. Puedes registrarte aquí o si ya tienes una cuenta, puedes acceder a ella.
ACCEDE A TU CUENTA
Recuérdame
Entrar
Entrar
ÚNETE A LA COMUNIDAD DE MI BEBÉ Y YO
REGÍSTRATE GRATIS
¿Por qué registrarme?

Comentarios (0)