Mi bebé y yo

Reutilizar, compartir y...¡jugar!

( 1 voto) load

Con la llegada de la Navidad, tanto los más pequeños, como los más mayores, estamos pensando en los encuentros familiares, el árbol, el belén y, cómo no, los regalos. Pero ¿vale la pena comprar todo nuevo y diferente para cada hermano?

Según el portal segundamano.es, la oferta de juguetes de segunda mano en Navidad se dispara un 52%. Además, se trata de unos juguetes seminuevos que, simplemente, se acumulan en nuestras casas ocupando sitio y sin ser utilizados. Algunos, incluso, todavía están en la caja y sin estrenar.

El mismo estudio ha concluido que un 91% de las familias encuestadas afirma que tienen juguetes que ya no utilizan y que, además, ya no necesitan, puesto que su hijo se ha hecho mayor. Comprar juguetes seminuevos puede suponer un ahorro de un 30%, aproximadamente, de su precio en la tienda. Quien los vende, puede llegar a conseguir, una media de 52,6 €.

Consejos para un consumo responsable en Navidad

- Habla con tus familiares, ponte de acuerdo con ellos para elegir qué se le regala a tu hijo, según sus preferencias y gustos. Si Papá Noel o los Reyes ya tienen claro lo que el niño ha pedido, y tus familiares quieren comprarle algo, puedes sugerirles que compren ropa o zapatos para la próxima temporada, por ejemplo. Si lo hacen, pídeles que conserven el tique de compra, ¡los niños crecen muy rápido!

- Si tienes más de un hijo, enséñales a compartir los juguetes. Podrán jugar juntos y reforzarán sus lazos afectivos. Si no les gustan los mismos juguetes por la diferencia de edad, enseña al mayor a cuidar sus cosas, entre ellas, los juguetes. El más pequeño podrá reutilizar los juguetes del mayor y disfrutar de la misma manera.

- Si ya os han regalado muchos juguetes y no sabéis dónde guardarlos o qué hacer con ellos, podéis, o bien venderlos, o bien donarlos a alguna ONG dedicada al cuidado de los niños. Recuerda que no todos tienen las mismas posibilidades que tu hijo. 

Juguetes comunitarios

Todos aquellos juguetes que tengas en casa y que creas que todavía pueden ser útiles, también tienen otra salida: los parques públicos. En Barcelona, por ejemplo, se ha creado una comunidad llamada "Social Toy", compuesta por padres, educadores y vecinos.

Su proyecto consiste en instalar, con el consentimiento del Ayuntamiento, una caja de madera con tapa en el parque y guardar allí diferentes juguetes donados por los vecinos. Cada tarde, los papás y las mamás que acompañan al pequeño al parque, pueden abrir la caja y repartir los juguetes para que todos puedan jugar. Una vez han terminado, se guardan todos los juguetes hasta el día siguiente. Una nueva forma de educar a los más pequeños en valores como la solidaridad y la empatía.

Te puede interesar

Las ventajas de los juguetes seminuevos Y tú ¿Qué opinas?

Tienes que estar registrada para escribir un comentario o votar. Puedes registrarte aquí o si ya tienes una cuenta, puedes acceder a ella.
ACCEDE A TU CUENTA
Recuérdame
Entrar
Entrar
ÚNETE A LA COMUNIDAD DE MI BEBÉ Y YO
REGÍSTRATE GRATIS
¿Por qué registrarme?

Comentarios (0)