Mi bebé y yo

¡Protege su visión!

( 1 voto) load

La vista es uno de los sentidos más importantes para el desarrollo del niño. Debes proteger la de tu pequeño de la radiación solar y llevarlo a revisiones oculares frecuentes. Te explicamos cómo cuidar de sus ojos.

Es muy importante que cuides de la visión de tu pequeño para que el desarrollo de la vista sea óptimo y no suponga problemas en la comprensión y el aprendizaje del pequeño. Especialmente se debe tomar precaución frente a las dañinas radiaciones solares y también es fundamental llevar al niño a las revisiones oculares pertinentes. De esta manera, se pueden detectar a tiempo posibles anomalías en la vista ya que ésta se desarrolla hasta que cumple los seis años.

Las revisiones ópticas son importantes, especialmente cuando los niños empiezan a leer. En este sentido, es fundamental para el niño disponer de una buena visión o ayudarse de unas gafas, si así lo precisa, para poder ejercer un aprendizaje óptimo.

De hecho, existen algunos síntomas que pueden ayudarte a saber si tu pequeño tiene un defecto visual. Si no le gusta leer o lee más cerca de lo normal, si tuerce un ojo, si se marea en el coche, si frunce los ojos o hace muecas, si adquiere una posición rígida cuando lee de lejos o si escribe con la cara pegada en el papel. Todos estos casos son señales de anomalías y debes llevar el pequeño al óptico.

Si el niño debe llevar gafas, no te lo tomes como algo malo (por lo incómodas que pueden ser, sobre todo si es muy pequeño), sino como un remedio que le permitirá corregir los problemas de visión. Actualmente existe una gran variedad de gafas a elegir: con colores alegres o incluso con dibujos animados. Debes tener presente que sean resistentes y adecuadas, con marcos flexibles y lentes resistentes al impacto, etc.

Ahora que se va acercando el buen tiempo, también debes tener en cuenta la protección de tu hijo frente a la radiación UV. A menudo estamos muy concienciados de cuidar la piel con protector solar y utilizar gorras para proteger a los pequeños. Sin embargo, muchos padres se olvidan de las gafas de sol, un elemento muy importante para proteger los ojos en primavera y verano. Al adquirir unas gafas solares para el niño, debes fijarte en que estén homologadas porque, de no serlo, suponen un peligro para la salud visual.

Te puede interesar

Niños: ¡protege su visión! Y tú ¿Qué opinas?

Tienes que estar registrada para escribir un comentario o votar. Puedes registrarte aquí o si ya tienes una cuenta, puedes acceder a ella.
ACCEDE A TU CUENTA
Recuérdame
Entrar
Entrar
ÚNETE A LA COMUNIDAD DE MI BEBÉ Y YO
REGÍSTRATE GRATIS
¿Por qué registrarme?

Comentarios (0)