Estimado doctor, mi hija tiene 5 meses. Le di el pecho los primeros 3 meses y medio, pero como no crecía empecé a darle leche artificial hasta abandonar del todo la leche materna. Siempre ha dormido en su cuna tranquilamente, pero de repente empezó a despertarse por la noche: ahora no quiere dormir en su cuna, quiere estar siempre conmigo y, si me alejo aunque sea un minuto de su vista, se echa a llorar. Por la noche llora hasta que no me pongo a su lado y le doy la mano, sólo así consigue dormirse. El pediatra me ha dicho que podría tratarse de reflujo o de intolerancia a la leche, o también que podría ser su carácter. Por la noche se despierta por los dolores de barriga que han empeorado desde el destete. Le cuesta dormirse sola y se agita durante el sueño, pero en otros momentos está muy tranquila. Tengo miedo de que esté mal y de que si la dejo llorar no se tranquilice, pero nadie me da una respuesta concreta. ¿Qué me recomienda?

Respuesta de Dr. Leo Venturelli

Estimada señora, su hija tiene unos síntomas precoces de la llamada “ansiedad por separación”, que suele aparecer alrededor de los siete meses. Se trata del miedo a ser abandonado por la madre. No es oportuno que la deje llorar: hace muy bien en estar a su lado cuando necesita su presencia; es correcto mimarla, acariciarla hasta que la situación mejore. En cuanto a eventuales problemas con la leche, debe hablarlo con su pediatra: para mí, es imposible hacerle un diagnóstico de intolerancia o reflujo por Internet. Dicho esto, es posible que ambas molestias actúen de forma negativa en el sueño: intente entender, con la ayuda de su pediatra, si puede ser oportuno que cambie algo en la dieta de su hija. Saludos cordiales.

Buscador de consultas

Muchas mamás compartís las mismas dudas... aquí puedes encontrar consultas ya resueltas sobre el tema que te interesa... ¡Búscalo aquí!

Consultas más populares de Pediatría

Últimas consultas en Pediatría

Te puede interesar