Mi hijo de 2 años empezó hace unos meses a tener la nariz tapada, pero sin mocos. Le di un antihistamínico durante 2 meses y mientras tanto ha tenido una serie de resfriados sin que nunca se curaran del todo. Ahora ya no está resfriado, pero todavía tiene la nariz tapada: de noche ronca y durante el día, cuando habla, tiene la voz nasal. De hecho, palabras tan simples como “mamá”, es “babá”. Mientras tanto, he dejado de darle el antihistamínico porque no veía mejoría, como sucedió la primavera pasada, que de tener la nariz tapada pasó a tenerla goteando, y luego a tenerla totalmente libre. ¿Puede ser una alergia? También le digo que la primavera pasada visitamos al otorrinolaringólogo y me dijeron que tenía una hipertrofia de cornetes nasales; fue entonces cuando le recetaron el antihistamínico. ¿Qué me aconseja que haga? Gracias por su tiempo.

Respuesta de Dr. Leo Venturelli

El hecho de que la nariz aún esté tapada puede deberse a la notable presencia de moco o a las adenoides engrosadas. También puede estar causado por problemas de alergia, por lo que es mejor que visite al pediatra, quien le prescribirá el tratamiento a seguir (por ejemplo, puede prescribir al niño el prick cutáneo, que es la prueba alérgica). El medicamento antihistamínico usado está bien dejarlo y empezarlo de nuevo, sólo bajo consejo médico, posiblemente después de haber obtenido un diagnóstico correcto.  

Buscador de consultas

Muchas mamás compartís las mismas dudas... aquí puedes encontrar consultas ya resueltas sobre el tema que te interesa... ¡Búscalo aquí!

Consultas más populares de Pediatría

Últimas consultas en Pediatría

Te puede interesar