Mi hija tiene 7 meses y va a la guardería. En la visita al pediatra (después de dos semanas de guardería) tenía placas en la garganta, que desaparecieron con un antibiótico. Volvió a la guardería y hace cosa de dos semanas llegó con un buen resfriado. Pocos días después, el moco pasó a la garganta y empezó con tos. Le recetaron otra vez antibiótico, pero no surtió efecto. Además, al quinto día de antibiótico, tuvo un poco de fiebre (38° C rectal) que el pediatra no se explica. La pequeña se quedó en casa y ahora continúo con lavados nasales. Tengo miedo de darle demasiados antibióticos y me pregunto si debo preocuparme en caso de que la tos persista.

Respuesta de Dr. Leo Venturelli

Que un bebé de 7-8 meses que va a la guardería, como su hija, enferme con frecuencia es normal: los resfriados, la fiebre, la tos están a la orden del día. Por eso, no me sorprende el resfriado y la tos repetida. En un 80% de los casos, estas enfermedades se deben a infecciones virales que no requieren antibiótico, pero; será su pediatra quien decida, de acuerdo con lo que convenga a la pequeña. A menudo, es suficiente una limpieza nasal con suero fisiológico y darle de beber agua con frecuencia. También sirve mantenerla lo más lejos posible de la polución y favorecer un entorno saludable, sin humo de cigarrillos.

Buscador de consultas

Muchas mamás compartís las mismas dudas... aquí puedes encontrar consultas ya resueltas sobre el tema que te interesa... ¡Búscalo aquí!

Consultas más populares de Pediatría

Últimas consultas en Pediatría

Te puede interesar