Mi hija tiene ahora nueve meses y medio. Desde recién nacida, sufre una erupción de dermatitis atópica en la mejilla izquierda. A veces, el sarpullido desaparece casi por completo, en otras ocasiones, en cambio, se hace evidente, es de color rojo, con costras y picores. No sé cuál puede ser la razón que lo desencadena y sobre todo no sé cómo actuar cuando se manifiesta el problema. ¿Me podría ayudar, por favor? ¿Podría ser que con el tiempo se le pase o mi hija tendrá que convivir con ello toda su vida? Muchas gracias por sus respuestas. Paula.

Respuesta de Dr. Leo Venturelli

Es difícil que una dermatitis permanezca toda la vida en el mismo lugar; aunque ciertamente es más fácil que los niños pequeños tengan estas molestas lesiones en la cara, porque es la parte del cuerpo más expuesta, tanto a los agentes externos (calor, frío) como a componentes irritantes (moco nasal y especialmente saliva). Además, la piel irritada estimula el picor y los niños no pueden resistirlo y se rascan, empeorando la situación, y, a veces, incluso se añade alguna infección. Utilice cremas o aceite emoliente para la piel. Si la lesión se convierte en una excoriación o úlcera, tendrá que acudir al pediatra para que le prescriba una crema y/o un antibiótico con cortisona.

Buscador de consultas

Muchas mamás compartís las mismas dudas... aquí puedes encontrar consultas ya resueltas sobre el tema que te interesa... ¡Búscalo aquí!

Consultas más populares de Pediatría

Últimas consultas en Pediatría

Te puede interesar