Hola, soy la mamá de un niño de dos años y medio; estoy preocupada porque, desde la primavera del año pasado, mi hijo empezó a frotarse las orejas, las dos, y nosotros no hicimos caso, pero, después de un poco, empezó a aumentar y empezó también a frotarse continuamente los ojos y la nariz, casi como un tic, o eso me parece. Le pregunté a mi pediatra y, sin visitarlo, me aconsejó un tratamiento con antihistamínico en gotas durante 15 días para ver si es alguna alergia. No me quedé contenta y lo llevé a un dermatólogo, que me dio el mismo fármaco, 5 gotas por la mañana y 5 por la noche durante 20 días. ¿Por qué debo darle un antihistamínico si tal vez estén equivocados y sea sólo un tic? Ayúdeme a entenderlo. Gracias, Francisca.  

Respuesta de Dr. Leo Venturelli

Estimada señora, teniendo en cuenta la edad de su hijo, la hipótesis de los médicos a los que se ha dirigido es correcta. También es oportuno el tratamiento que le han prescrito: si no actuara sobre los síntomas, serviría para comprender que no se trata de una alergia, y esto ya sería mucho. De hecho, el antihistamínico está bien tolerado por los niños, así que, en el caso de que se lo diera sin razón, para hacer un diagnóstico “por exclusión”, no tendría  ninguna consecuencia en particular.  

Buscador de consultas

Muchas mamás compartís las mismas dudas... aquí puedes encontrar consultas ya resueltas sobre el tema que te interesa... ¡Búscalo aquí!

Consultas más populares de Pediatría

Últimas consultas en Pediatría

Te puede interesar