Hola. Soy la madre de Pedro y Marina, unos mellizos de cuatro años, y me resulta difícil quitarles el biberón para eliminarlo definitivamente. Cada día beben aproximadamente 1 litro de leche cada uno: reemplazarían la comida de verdad por un biberón de leche. Por supuesto, yo no lo permito, pero ¿puede imaginar los gritos de los dos? Piense que a veces lo quieren por la noche, y a veces cedo, pero otras no. No sé qué hacer, porque tengo que luchar con dos niños que tienen la misma pasión. ¿Qué debo hacer? Gracias.

Respuesta de Dr. Leo Venturelli

Estimada señora, tiene razón: el biberón a los cuatro años debe ser eliminado y un litro de leche al día es una cantidad exagerada: lo ideal sería reducir la cantidad de leche a la mitad, tratando de dar a los niños un máximo de medio litro de leche al día. Mi consejo es reemplazar la leche del biberón por agua, ofreciendo la leche sólo en una taza. El momento ideal para probarlo podrían ser estos días de vacaciones, cuando se tiene más tiempo, más paciencia y, tal vez, pueda contar con la ayuda del padre. Si, no obstante, Pedro y Marina oponen mucha resistencia, negándose a tomar la leche en taza y piden el biberón, no haga de este problema una montaña: si esto llegara a suceder, significaría que aún no es el momento de dar este paso. En este caso, espere un par de semanas y vuelva a ofrecerles la leche en taza y un biberón con agua. Si quiere, hágame saber cómo evoluciona la situación. Saludos cordiales.

Buscador de consultas

Muchas mamás compartís las mismas dudas... aquí puedes encontrar consultas ya resueltas sobre el tema que te interesa... ¡Búscalo aquí!

Consultas más populares de Pediatría

Últimas consultas en Pediatría

Te puede interesar