Estimado Doctor, le escribo por un problema que empeora cada día más. A media mañana y después de comer dejo que mi hija duerma en el carrito en su habitación; se duerme sola y rápidamente. Lo mismo ocurría por la noche hasta hace unas semanas: la llevaba a nuestra habitación, jugaba un poco con ella, le ponía el pijama, le cantaba una nana, le daba el chupete y le ponía el carrillón: se dormía 5 minutos después. Desde que duerme bocabajo, después de la rutina de siempre, cuando la meto en su cuna empieza a moverse, intenta levantarse y se agita durante horas. Ayer perdí la paciencia y mi marido la cogió en brazos para dormirla (se durmió enseguida). ¿De qué puede depender esta dificultad para dormir por la noche? ¿Cómo puedo ayudarla? Gracias de antemano por su respuesta.

Respuesta de Dr. Leo Venturelli

Estimada señora, creo que todo depende de la “ansiedad de separación”, es decir, el miedo a que su madre la abandone. Se trata de un problema emocional que suele aparecer alrededor de los 8-9 meses. Le aconsejo que sea paciente y que la mime aún más antes de que se duerma. Saludos cordiales.

Buscador de consultas

Muchas mamás compartís las mismas dudas... aquí puedes encontrar consultas ya resueltas sobre el tema que te interesa... ¡Búscalo aquí!

Consultas más populares de Pediatría

Últimas consultas en Pediatría

Te puede interesar