Hola, mi hija tiene dos años y medio y le doy el pecho; hace un mes que se chupa el dedo para dormirse. Hasta hace un mes o un mes y medio, no chupaba ni el chupete ni su dedo, aunque tomaba más leche de mi pecho. Intentamos sustituir el dedo por el chupete, pero sin éxito: lo escupe cada vez. Estamos preocupados porque creemos que es una costumbre difícil de eliminar, pero, sobre todo, porque nos han dicho que la succión del dedo podría causar problemas en el desarrollo del paladar y de los dientes. ¿Qué opina usted? ¿Existe un método para evitar este “vicio” o tenemos que dejarle que lo haga? Gracias de antemano, Federica.

Respuesta de Dr. Leo Venturelli

Estimada señora, deje que su hija haga lo que quiera con su dedito. El problema de los dientes debe planteárselo mucho más adelante, a los 3-4 años si la succión continúa día y noche, o poco antes de los 5 si no es tan frecuente. Sería un error impedirle que aprenda a conocer y a usar su cuerpo como quiera. No se preocupe, no hay ningún riesgo para los futuros dientes. Saludos.

Buscador de consultas

Muchas mamás compartís las mismas dudas... aquí puedes encontrar consultas ya resueltas sobre el tema que te interesa... ¡Búscalo aquí!

Consultas más populares de Pediatría

Últimas consultas en Pediatría

Te puede interesar