Mi hijo de diez meses. Le han hecho un análisis de sangre. Le sale que tiene 50 de hierro y 210 de colesterol malo, le doy pecho y tambien potitos de pollo, ternera y pescado con verduras, fruta y yogures, y la yema de huevo. ¿Me tengo que preocupar?

Respuesta de Dr. Luis González Trapote

El colesterol es una sustancia necesaria para el funcionamiento del organismo: es un componente de las membranas plasmáticas, precursor de la vitamina D y de algunas hormonas, entre otras funciones. Una tasa elevada de colesterol en la sangre es lo que se considera de riesgo, fundamentalmente si es debida al colesterol LDL (el malo). El colesterol en parte lo fabrica el organismo y en parte lo ingresa a través de alimentos de origen animal: hígado, sesos, yema de huevo, carnes rojas, etcétera. Cuando se encuentra una tasa elevada de colesterol se recomienda eliminarlo de la alimentación. Si al repetir el análisis al cabo de un tiempo el colesterol se ha normalizado, hay que pensar que la elevación estaba condicionada por el consumo de esos alimentos. Si la tasa no se modifica hay que valorar que es el propio organismo el que lo fabrica en exceso. No es frecuente una tasa de riesgo en un lactante, por lo que mi criterio sería repetir el análisis para comprobarlo. La tasa de hierro circulante tiene poco valor diagnóstico

 

Buscador de consultas

Muchas mamás compartís las mismas dudas... aquí puedes encontrar consultas ya resueltas sobre el tema que te interesa... ¡Búscalo aquí!

Consultas más populares de Pediatría

Últimas consultas en Pediatría

Te puede interesar