Mi hijo con casi 4 meses no para, está siempre como nervioso-ansioso. Desde que nació tiene cólicos, no sé si por su estado de nervio constante, no duerme bien durante el día, a veces cuando lo consigue, porque le cuesta horrores, no llega a 15min dormido por lo cual está irritable hasta que llega la siguiente toma ya berreando por el sueño, el hambre y los gases. Ese biberón se lo toma con mucha ansia y yo creo que eso le hace tener más gases y no acabarse el biberón, tampoco duerme la noche entera... ¿como puedo hacer para que esté más tranquilo? ¿Es debido a los gases o es que es hiperactivo? En casa somos muy tranquilos y en el trato hacia él intentamos que no nos note la desesperación que a veces nos causa...

Respuesta de Dr. Luis González Trapote

Es cierto que hay bebés inquietos y movidos, pero antes de plantearse qué hacer para que esté más tranquilo habría que buscar la causa de su estado. Estas causas pueden ser muchas, desde acumular aire en los intestinos por una técnica incorrecta a la hora de preparar o administrarle el biberón, hasta dolor por otro motivo (reflujo gastroesofágico, quizás), pasando por una sintomatología de aviso de un síndrome de hiperactividad. Me parece fundamental que antes de intentar ningún tratamiento se llegue a conclusiones del por qué le ocurre al niño. Entiendo su desesperación, lo que para mí es más motivo de profundizar en las exploraciones necesarias que identifiquen la causa.

 

Buscador de consultas

Muchas mamás compartís las mismas dudas... aquí puedes encontrar consultas ya resueltas sobre el tema que te interesa... ¡Búscalo aquí!

Consultas más populares de Pediatría

Últimas consultas en Pediatría

Te puede interesar