Tengo un niño de 4 años y medio y una niña de 2, el niño es el que realmente me preocupa: está agresivo conmigo, muy contestón y a la vez lo veo triste e insatisfecho con todo. Él dice que está enfadado conmigo pero que no sabe por qué, yo me siento fatal, muy impotente. No sé cómo ayudarle.

Respuesta de Elena Fernández - Sonia Martínez

Hola Nuria, gracias por escribirnos. Seguramente él tampoco sepa lo que le ocurre, lo único que puede expresar es que está enfadado y esto ya es un paso grande. Mi recomendación es que le ayudes a:
-     Tranquilizarse por no saber qué le ocurre. Cuéntale alguna situación en la que te hayas sentido así, sin saber muy bien por qué te sentías tan enfadada o triste.
-    Ver juntos qué podéis hacer para manejar todo lo que le está pasando: dar un paseo, leer un cuento, cantar una canción, jugar juntos… Esto le animará.
Respecto a los celos entre hermanos, supongo que le afectará que su hermana le haya quitado toda tu atención. Mi recomendación es que te sientes con él y le digas que estarás con él un tiempo y después atenderás a su hermana; cada uno tendrá su tiempo contigo, el que cada uno necesite. Coméntale que te gustaría tanto como a él estar más tiempo y que podéis aprovecharlo mucho. Refuerza su comprensión; anímale a ver las ventajas de ser mayor; cuéntale por qué es especial para ti, qué es lo que te gusta de él. También puedes establecer con él una meta que todos los días pueda cumplir y luego premiarle por ello si la ha conseguido. Compartir ese premio con él con total atención hará que se sienta más motivado a llevarla a cabo.
Sería importante hacer con el niño un paseo por sus emociones, cómo las vivencia y qué le gustaría que los demás hicieran en cada caso (con la alegría, la sorpresa, el miedo, la tristeza, el enfado y cuando algo le da asco). Esta manera de ir sabiendo su repertorio emocional de respuestas nos puede ayudar a trabajar con él ciertas claves de inteligencia emocional, atendiendo a sus necesidades distintas en cada momento. Para mejorar su manejo emocional, puedes jugar o hablar con él  preguntándole cómo nota su cuerpo cuando siente esa emoción, en qué momentos se siente así, qué piensa y qué suele hacer. También es vital saber qué le gustaría que los demás hicieran cuando está así (que le hablen, que no…). Podéis jugar con las marionetas para que él pueda proyectarse en todo lo que suele hacer y es más llevadero para un niño de su edad.
Para mejorar el concepto que tiene de sí mismo y el del mundo puedes hablar o jugar a: ver qué cualidades tiene; qué le gusta de su colegio, de su casa, de los amigos…; Seguro que empieza a ganar más seguridad en sus potencial. Mucho ánimo en esta tarea tan linda y retadora.

 

Buscador de consultas

Muchas mamás compartís las mismas dudas... aquí puedes encontrar consultas ya resueltas sobre el tema que te interesa... ¡Búscalo aquí!

Consultas más populares de Inteligencia emocional

Últimas consultas en Inteligencia emocional

Te puede interesar