Síguenos
Mi bebé y yo

Cómo conciliar la vida laboral y familiar

patrocinio
¿Es posible conciliar felizmente trabajo y familia? ¡Por supuesto que sí! Toma nota de las opciones que ofrecen las empresas hoy en día y anótate estos prácticos consejos para que no tengas que renunciar a nada. 

Después de la baja maternal, cuando te reincorporas al trabajo de nuevo, te das cuenta que ya no puedes dedicarle todo tu tiempo a las tareas laborales. Ahora tu prioridad en la vida es tu bebé y es a él a quién debes entregar tu tiempo, cariño y cuidados. Sin embargo, ello no implica que debas renunciar a nada, simplemente debes ser cuidadosa con tu organización y aceptar algo que a menudo cuesta mucho, ¡que debes aprender a delegar! Así que sí, la conciliación es posible, pero recuerda que no eres una "superwoman", ni falta que te hace. 

Empresas 'family friendly' y teletrabajo

Es importante que sepas, antes de nada, que la conciliación no es un capricho, sino un derecho. Así que el primer paso para lograrla es informarte e ir a hablar con tus jefes. Por ley, las empresas deben ofrecerte la posibilidad de jornada reducida, aunque también cabe la posibilidad de que en vez de una reducción de horario te permitan hacer una adaptación, pero eso ya depende de cada convenio.

Algunas empresas fomentan la conciliación familiar y laboral, ofreciendo un horario flexible. Son las que se denominan empresas 'family friendly' y para ser etiquetadas así deben cumplir los siguientes requisitos: respetar la baja de maternidad y paternidad, velar por la seguridad de las mujeres embarazadas y su lactancia, tener flexibilidad horaria de entrada y salida o permitir una reducción de jornada. 

mama trabajar bebe

Otra medida de conciliación, que cada vez más empresas españolas ofrecen, es el teletrabajo o poder trabajar desde casa. Así que una buena opción es que, si tu empresa lo hace, aproveches para hacerlo. De esta manera podrás cuidar de tu bebé, continuar con tus horarios de lactancia, hacer la comida o tomarte tu café tranquilamente mientras trabajas con tu ordenador. 

¿Te ayudan las instituciones a conciliar?

¿Sabías que Cantabria, Navarra y la Comunidad Valenciana son las tres comunidades autónomas donde mejor se trabaja? Son las que cuentan con más empresas 'family friendly'. Pero, ¿y qué hay de las ayudas por parte de las instituciones? Lamentablemente, las familias españolas coinciden en que las ayudas que ofrecen las instituciones a las familias son insuficientes. El Gobierno y las Comunidades Autónomas ofrecen ciertas ayudas económicas, pero se centran, sobre todo, en las familias más desfavorecidas o en las que tienen necesidades especiales, como las familias monoparentales o las familias numerosas.

papa trabajar bebe

La reciente Ley de Conciliación, aprobada en 2017, prometía ciertas mejoras, como la ampliación del permiso de paternidad a cinco semanas a partir de enero de 2018. Sin embargo, esta modificación ha sido paralizada por el momento, a la espera de la aprobación de los presupuestos generales. 

Organiza tu tiempo y ¡delega!

El tiempo es oro y por eso es importante no perderlo. Así que, si quieres que la conciliación sea efectiva, además de la implicación de tu empresa, es fundamental que aprendar a organizar bien tu tiempo. Puedes anotarte todas las tareas en una agenda, en tu móvil, en un calendario...Lo que te vaya mejor. Recuerda, a parte de cuidar del bebé y dedicarte al trabajo o a las tareas domésticas, debes reservarte tiempo para ti y para pasarlo con tu pareja. ¿Qué hacer si no puedes con todo? ¡Delega! Dejar que otras personas cuiden de tu bebé no es ningún drama

Amigos, familiares, escuelas infantiles, madres de día, canguros...una persona de confianza puede cuidar de tu peque. Y, normalmente, son los abuelos los que salen al rescate. Su disponibilidad y su ayuda desinteresada han hecho mucho por la conciliación familiar en España. No obstante, con el paso de los años, cada vez es más habitual que los abuelos viajen, tengan actividades, sus hobbies...Así que, ¡cuenta con su ayuda, pero sin abusar!

Para más información: Mi Primer Danone - Extraordinaria "normalidad"




Te puede interesar

Registro