Días fértiles: Calendario de ovulación

¿Quieres saber cuáles son tus días fértiles? Te presentamos nuestra calculadora de ovulación para que puedas calcular mejor los días en los cuales podrás quedarte embarazada.

Recuerda que ningún calendario de ovulación es fiable al 100% y que los factores que influyen en el período de ovulación y, por lo tanto, en la fecundación, son muchos. Dicho esto, puedes basarte en esta calculadora de ovulación para conocer mejor la fecha idónea para calcular tus días fértiles, tu propio calendario de fertilidad.

¿Quieres saber cuáles son tus días fértiles? Aquí te presentamos nuestra calculadora de ovulación para que puedas calcular mejor los días en los cuales podrás quedarte embarazada.

Recuerda que ninguna calculadora de ovulación es fiable al 100% y que los factores para quedarte embarazada son muchos, dicho esto, puedes basarte en esta calculadora de ovulación para conocer mejor la fecha idónea para calcular tus días férticles con tupropia calculadora de ovulación.

Ovulacion

Descubre cuáles son tus días fértiles con nuestra calculadora de ovulación

Fecha del primer día de la última menstruación:
Duración media de tu ciclo de ovulación:

Apúntate a nuestra newsletter
Recibe los mejores trucos para quedar embarazada

calendario de ovulación

Formas de saber cuándo ovula una mujer

 

Los ciclos menstruales de una mujer pueden durar entre 24 y 35 días, pero esos ciclos no son siempre regulares. Por tanto, en ocasiones, puede ser difícil predecir cuándo se está ovulando. Por eso, independientemente de si quieres convertirte en mamá, evitar tener un futuro bebé o simplemente tienes curiosidad, para calcular tu ovulación, debes prestar atención a tres signos principales:

(Te interesa: Reglas irregulares: ¿cómo sé cuándo estoy ovulando?)

El flujo vaginal durante la ovulación

- En primer lugar, para poder controlar tus días fértiles y saber cuándo tienes más posibilidades de quedarte embarazada, es muy importante saber cuándo estás ovulando. Una de las señales para saberlo, es el moco cervical o flujo vaginal, que aumentan durante el período de ovulación. El moco cervical o flujo vaginal son los encargados de ayudar a proporcionar un entorno adecuado para que los espermatozoides se desplacen más fácilmente.

- Asimismo, cuando estés ovulando, notarás que el moco cervical tendrá una textura más resbaladiza de lo habitual, similar a la de una clara de huevo. Esta textura facilita, también, el desplazamiento de los espermatozoides.

Molestias abdominales, cambios de peso y trastorno del sueño

Durante el proceso de ovulación, también pueden sentirse molestias abdominales que pueden ser o más o menos dolorosas. Además, al comenzar el ciclo menstrual, es normal sentirse pesada y con el vientre inflamado, hinchazón que puede llegar a aumentar hasta un kilo o dos el peso de la mujer.
Unidas a estas dos sensaciones, también pueden presentarse alteraciones en el sueño, debido a las variaciones que experimentan las hormonas sexuales (la progesterona y los estrógenos) en esta etapa.

(Te interesa: ¿Cómo afecta tu ciclo menstrual a tu peso?)

La Temperatura Basal Corporal (TBC)

Cuando la mujer inicia el periodo menstrual, su temperatura es más baja de lo habitual, lo que da inicio a la ovulación. Por eso, el control de la temperatura basal corporal (TBC) también puede ayudarte a conocer tus días fértiles.

Para tomarla, puedes utilizar un termómetro especial diseñado para ello y anotar cada día la temperatura que tienes al despertar. Aproximadamente, tres días después de la ovulación, aumenta el nivel de progesterona u hormona del cuerpo lúteo, responsable de que la temperatura corporal se eleve. Por tanto, el período más fértil de la mujer tiene lugar justo antes y un poco después de la ovulación.

Síntomas de la ovulación poco conocidos

El cuerpo nos indica, a través de varios síntomas, en qué momento del ciclo menstrual nos encontramos. Los síntomas más conocidos y fáciles de idenfiticar son los relacionados con la menstruación, que se asocia al momento de más debilidad del mes, con molestias y trastornos bastante notables en algunas mujeres. Sin embargo, no debemos olvidar otros momentos relevantes del ciclo menstrual. La ovulación es el más interesante para aquellas mujeres que buscan quedarse embarazadas. 

 

La ovulación también tiene sus síntomas que, como ocurre con la regla, algunas mujeres notan más que otras. De hecho, estos síntomas pueden llegar a ser más notables que los de la propia menstruación: dolores abdominales, hipersensibilidad mamaria, cambios de humor... Algunos de los síntomas de ovulación nos son muy familiares, pero otros son menos conocidos.

Dolor de cabeza

El dolor de cabeza durante los días de la ovulación es bastante habitual y, si la intensidad del dolor no es demasiado fuerte, no debes alarmarte. En algunas mujeres, este dolor de cabeza viene acompañado de náuseas, debido a los cambios hormonales que sufre el organismo.

Si tienes dolores de cabeza cada mes, te aconsejamos que cojas un calendario y, si eres regular con tu ciclo menstrual, observes si te encuentras en la fase de la ovulación. Para quedarte más tranquila, siempre puedes acudir al médico.

Dolor de espalda y riñones

Los cambios que se producen en el cuerpo durante la ovulación se reflejan en la espalda y en los riñones, motivo por el cual es habitual notar pequeños calambres en la zona lumbar baja durante este período. Estos dolores pueden acompañarse por algunas molestias en la zona de los riñones, como pequeños tirones.

Con el fin de aliviar el dolor, puedes tomar un antiinflamatorio, aunque no es conveniente abusar de ello. Es preferible que optes por descansar más, adoptar una buena postura en el trabajo, utilizar calzado cómodo, etc. Como remedios naturales frente al dolor puedes utilizar bolsas de agua caliente o tomar infusiones.

Hinchazón

Algo muy habitual durante la ovulación es sentirse más hinchada debido a la retención de líquidos, que hace que aumentes de peso y de volumen. Se trata de un efecto pasajero, pero que puede ser muy molesto. Será tu cuerpo el que te dirá cómo actuar, por lo que es importante que aprendas a escucharlo. Posiblemente, durante estos días te apetecerá más estar en reposo que no practicar ejercicio físico, que puede ser algo molesto si te sientes hinchada. 

(Te interesa: Hinchazón abdominal: ¿cómo aliviarla?)

Gases

Los gases son un claro y muy habitual síntoma de ovulación del que se habla poco y que está muy relacionado con la hinchazón. Para aliviar el aumento de gases durante estos días, que es algo muy molesto e incómodo, puedes modificar algunas pautas de alimentación, rechazando productos que los potencian, como las legumbres o la coliflor. Los gases suelen venir acompañados de dolor de barriga, que puedes aliviar tumbándote y descansando y también utilizando una bolsa de agua caliente.

(Te interesa: Consejos para quedarte embarazada)

(Te interesa: Las posturas sexuales más adecuadas para concebir)

(Te interesa: Cuándo tardarás en quedarte embarazada)

(Te interesa: Cómo escoger el sexo del bebé con las relaciones sexuales)