Semana 1 de embarazo

Semana 1
De Embarazo
¡Empieza la aventura!
PATROCINADO POR
Semana 1 Semana 1

CRECIMIENTO Y DESARROLLO EN LA SEMANA 1 DE EMBARAZO

CRECIMIENTO Y DESARROLLO EN LA SEMANA 1 DE EMBARAZO

Te explicamos cómo evoluciona tu cuerpo en la primera semana de embarazo y cómo va creciendo tu bebé. Te ayudamos a despejar todas tus dudas.

El tamaño de tu bebé esta semana
El tamaño de tu bebé
Semilla de amapola
arrow arrow
Semilla de amapola

En la primera semana de embarazo, aún es pronto para confirmar que estás embarazada, puesto que hace apenas dos o tres semanas de tu último periodo. Sin embargo, el desarrollo embrionario aún no ha comenzado, aunque la maquinaria ya se ha puesto en marcha. Esta semana es probable que ninguno de los síntomas propios del embarazo se manifieste, pero hay una fecha que deberá permanecer grabada en tu memoria: el primer día de tu última menstruación, ya que contará como el primer día del embarazo.

(Te interesa: Calculadora de fecha de parto)

Aunque esta es oficialmente la primera semana de embarazo, la concepción no llegará hasta dos semanas después, cuando se empiece a producir el desarrollo embrionario, coincidiendo con el periodo de ovulación. Durante estos días, que coinciden con el periodo, la membrana del útero o endometrio se genera y se prepara para el embarazo. Si este no se produce, la membrana se desprende y tiene lugar la menstruación, que difiere en volumen y duración entre una y otra mujer.

Durante esta semana 1, también empieza la disposición de las hormonas para la ovulación –que se producirá a finales se la segunda semana-. Para ello, la glándula pituitaria (ubicada en la base del cerebro) produce una hormona folículoestimulante, que estimula el desarrollo de los folículos, los cuales contienen los óvulos en distintas fases de maduración. Estos folículos generan estrógeno, una hormona que provoca que la glándula pituitaria también genere la hormona luteinizante, que dispara la ovulación.

Esta primera semana de embarazo, sin embargo, aunque los niveles de estrógeno y progesterona se mantengan bajos, favorecen que los músculos del cuello del útero se relajen, lo que permite que se abra el canal uterino y que la mucosa se vuelva más fluida, algo que favorece a su vez que el espermatozoide pueda nadar en ellas más fácilmente, dando lugar a la concepción y al posterior desarrollo embrionario.

Cómo cambia tu cuerpo en la Semana 1 de embarazo

CóMO CAMBIA TU CUERPO EN LA SEMANA 1 DE EMBARAZO
Cómo cambia tu cuerpo en la Semana 1

En la primera semana de embarazo, el cansancio, el sueño, un olfato más avispado, el aumento de la sensibilidad en los pechos, las náuseas o incluso algunos cambios en el estado de ánimo todavía tardarán alguna semana en hacer acto de presencia. No obstante, sentir presión en la pelvis y en las caderas o un aumento de las ganas de orinar son algunos síntomas que podrás empezar a sentir ya en las primeras semanas de embarazo.

Visitas al ginecólogo, test prenatales, ecografías, análisis de sangre, amniocentesis... Durante las próximas 40 semanas los controles médicos y las pruebas diagnósticas se sucederán una tras otra. Deberás ser paciente y dejar la hipocondría aparcada, ¡si es que sufres de ello! Todo sea por tu bienestar y el de tu futuro bebé.

Para empezar, cuando comiences a planificar tu embarazo deberás hacerte una revisión médica y ginecológica preconcepcional. La ginecológica incluye una citología, una ecografía ginecológica y una mamografía en caso de ser mayor de 40 años, o a partir de los 30 años si existen antecedentes de cáncer de mama, además de análisis de sangre y orina.

Además, deberás estar vacunada de la varicela y la rubéola, vacunarte si no es así y esperarte al menos un mes para quedarte en estado. En el caso de sufrir alguna enfermedad previa, como diabetes, hipertensión, lupus, epilepsia, hipo o hipertiroidismo, cáncer u otra que requiera tratamiento médico, deberás comunicar al especialista tus deseos de gestación por si existe alguna contraindicación o es necesario cambiar el tipo o las dosis de la medicación que estás tomando.

Consejos y bienestar en la Semana 1 de embarazo

CONSEJOS Y BIENESTAR EN LA SEMANA 1 DE EMBARAZO
Consejos y bienestar en la Semana 1

¡Ya estás en tu primera semana de embarazo! Si no lo has hecho con anterioridad, cuando ya estabas buscando el embarazo, es recomendable empezar a tomar ácido fólico, un suplemento clave para el desarrollo embrionario y fetal, y para reducir el riesgo de defectos en el tubo neural, como es el caso de la espina bífida. Cabe señalar, asimismo, que el yodo favorece el desarrollo cerebral del bebé y que la vitamina B es clave a la hora de evitar fallos en la ovulación e implantación (B1), infertilidad y aborto espontáneo (B2), así como para favorecer la concepción y correcto desarrollo del feto (B5 y B12) y la formación y funcionamiento de las hormonas sexuales (B6).

Si previamente al embarazo, el papel de una dieta y unos hábitos de vida saludables ya era importante, imagínate ahora, que hay una nueva vida a punto de gestarse en tu interior. Es necesario, por tanto, que evites especialmente determinados alimentos, como los productos lácteos no pasteurizados o manipulados indebidamente, que pueden dar lugar a la listeria, así como determinados pescados y mariscos que pueden contener mercurio como el pez espada, el tiburón, la aguja y el pescado de agua dulce, así como mantener a raya el consumo de pescados azules como el atún, la caballa, la sardina o la trucha. Desde la primera semana de embarazo hay que evitar asimismo parásitos como la toxoplasmosis, que se transmite a través de las heces de gato y de la carne de buey, cerdo o cordero poco cocida, y bacterias como la salmonela, presente en el pollo y los huevos.

Evidentemente, nada de fumar y cero alcohol. Debes tener en cuenta, asimismo, que durante el primer trimestre del embarazo el único medicamento sin receta seguro es el paracetamol.

Recibe, cada semana, la evolución de tu embarazo

Sigue la evolución de tu embarazo
¡Semana a semana!

PROXIMAMENTE:

Proximamente
Crecimiento y desarrollo en la Semana 2
En esta segunda semana de embarazo es cuando se produce la ovulación, esto es, cuando el folículo se rompe para liberar un óvulo maduro dispuesto a ser fecundado en la trompa de Falopio. En periodos regulares de 28 días es el momento con un mayor &iacu...
Crecimiento y desarrollo en la Semana 3
La semana 3 de embarazo es clave, puesto que en ella se produce la fecundación del óvulo, algo que marcará el inicio de uno de los viajes más especiales para cualquier mamá y papá. Ya queda poco para que la mujer empiece a notar algu...
Crecimiento y desarrollo en la Semana 4
Si estás en la semana 4 de embarazo, debes saber que estás en una semana crucial, ya que es cuando podrás confirmar si estás embarazada. Es probable que ya hayas empezado a notar los primeros síntomas del embarazo como las náuseas, el can...