Mi bebé y yo

Nombres de niños en México

( 0 votos) load
facebook twitter whatsapp

En México hay nombres de niños que han perdurado durante muchos años. Según el Registro Nacional de Población, en el periodo de 1900 al 2015 hay nombres muy populares que se han mantenido a través de los años. ¿Quieres conocer los nombres de niños que no pasan de moda en México? ¿Tienes alguna idea de qué nombres aparecerán en esta lista? ¡Sigue leyendo!

Si bien hay embarazadas que comienzan a examinar con su pareja las posibles opciones de nombre desde los primeros meses, esta decisión siempre está sujeta a cambios de último momento, pues no sólo intervienen los gustos de los padres; a veces, la opinión de la familia y los amigos, las creencias religiosas u otros factores culturales también cuentan. 

A continuación, te enlistamos los nombres de niños más populares en México. 

Nombres de niños en México

Agustín: Proviene del latín Augustinus -que al mismo tiempo deriva de Augustus- y significa “relativo a Augusto”. Se le adjudica el mismo significado que a Augusto: “consagrado por los augures”. El nombre fue popularizado por San Agustín de Hipona.

Alberto: “El que brilla por su nobleza”. Nombre de origen germano, contracción de Adalberto.

Alejandro: Nombre de origen griego que significa “el defensor o el protector”.

Alfredo: Versión española del nombre anglosajón que está compuesto por los términos aelf (elfo) y raed (consejo), que se traduce en “el aconsejado por los elfos”.

Andrés: De origen griego, deriva de anēr y andrós, dos términos que refieren al hombre como opuesto de la mujer. Por lo tanto, Andrés significa “el hombre fuerte, viril y valiente”.

Ángel: Proviene del latín Angelus y del griego ággelos. Significa “mensajero”.

Antonio: Deriva de Antonius (latín), que se interpreta como “aquel que se enfrenta a sus adversarios” o “valiente”. Es uno de los nombres más comunes en España y México.

Armando: Desciende del alemán Hermann y significa “el guerrero”.

Arturo: De origen celta. Significa “guardián de la Osa” (constelación), pero también se traduce como “oso fuerte”.

Carlos: Su procedencia es germánica y significa “hombre libre”.

Daniel: Proviene del hebreo Daniyyel o Dāniyyêl, significa “Justicia de Dios”.

David: Nombre de origen hebreo que significa “elegido de Dios” o “amado de Dios”.

Diego: Nombre español que proviene del hebreo Ya'akov y que quiere decir “sostenido por el talón”. Debido a la influencia latina y griega, también se asocia con los términos instruido o didáctico.

Eduardo: Proviene del sajón antiguo Eadweard y su significado es “guardián de la riqueza”.

Enrique: Deriva del alemán Heinrich -haim, morada o casa; rich, jefe, líder- y se traduce como “amo de la casa” o “jefe de la patria”.

Felipe: Proviene del latín Philippus y del griego Philippos. Significa “amante de los caballos”.

Fernando: “El que se atreve a todo por la paz”. Proviene del término germánico Firthunands (Firthu, paz; nands, audaz, valeroso o temerario).

Francisco: Germánico. Según su etimología, significa “hombre libre” y se populariza por San Francisco de Asís, fundador de la orden franciscana y una de las figuras más representativas de la espiritualidad en el cristianismo por su vida austera.

Gabriel: Hebreo. Es el nombre de uno de los Arcángeles aceptados por la Iglesia Católica. Significa “ fuerza de Dios”.

Gerardo: Nombre de origen germánico que se divide en los vocablos Ger (lanza) y Hard (fuerte o valiente). Se traduce como “fuerte lancero” o “fuerte guerrero”.

Guillermo: “A quien su voluntad protege”. De origen germano.

Gustavo: Proviene del antiguo sueco Gustav o Gustaf. Su significado es “báculo de los Gautas”, aunque también se le adjudica el significado alternativo de “Gloria del huésped”.

Jaime: Es una de las variantes de Jacobo, nombre de origen hebreo. Significa “sostenido por el talón”.

Javier: De origen vasco, significa “casa nueva” o “castillo”.

Jesús: De origen hebreo. El nombre fue adaptado del arameo Yeshúa -también podría traducirse como Josué-. Jesús es el nombre del hijo de Dios hecho hombre, nacido de la Virgen María.

Jorge: Griego. Significa “gobernador” o “militar”.

José: Nombre de origen hebreo; deriva de yôsef. Tiene dos significados: “Dios proveerá” y “Añade Yahvé” -o “Yahvé añadirá”-. Tres personajes bíblicos importantes llevaron el nombre de José: uno de los hijos de Jacob, jefe de una de los Doce Tribus de Israel; José de Nazaret, esposo de María y padre terrenal de Jesús, y José de Arimatea, propietario del sepulcro donde se consignó el cuerpo de Jesús después de la crucifixión.

Juan: Proviene del hebreo Yohanan y quiere decir “El fiel a Dios” o “pleno de gracia”. El nombre fue popularizado por San Juan Bautista, personaje que bautizó a Jesús en el río Jordán y lo reconoció como mesías cuando el Espíritu Santo descendió en forma de paloma y se posó sobre la cabeza de éste.

Luis: De origen germánico, significa “ilustre en la batalla”. Es la forma moderna de Ludwig (alemán), Ludovico (italiano) y Louis (francés).

Manuel: Significa “Dios está con nosotros”. Es un nombre de origen hebreo y su forma original es Emmanuel.

Mario: Proviene del etrusco Maris (dios Marte) y del romano Marius. Es una variante masculina de María.

Martín: “Aquel que está consagrado a Marte”. De origen romano.

Miguel: Proviene del hebreo y significa “¿Quién como Dios?”. Fue popularizado por ser el nombre del arcángel Miguel, uno de los ángeles más importantes para los hebreos por su victoria frente a los ángeles rebeldes.

Óscar: Significa “lanza divina” y es de origen germano.

Pablo: De origen latino. Deriva del adjetivo paulus, que quiere decir “hombre humilde” o “pequeño”. Al igual que muchos nombres bíblicos, éste se popularizó por el apóstol Pablo.

Pedro: Nombre de origen latino. Deriva de Petrus, que significa piedra, por lo que su significado literal es “Duro como la piedra”; además, tiene un significado religioso, pues San Pedro fue la piedra sobre la que Jesús edificó su Iglesia.

Rafael: “Medicina de Dios”. Su origen es hebreo y es el nombre de otro de los arcángeles de Dios.

Ramón: Variante española del germánico Raimundo. Significa “protegido por el consejo divino”.

Raúl: Proviene del francés Radulfo o del latín Radulfus y Radolfus; significa “consejero valiente”.

Ricardo: “Rey fuerte”. De origen germánico.

Rubén: Procede del hebreo Re'uven, primogénito de Jacob de acuerdo con el Libro del Génesis. Se traduce popularmente como “Vi un hijo” o “Recibí un hijo de Dios”.

Roberto: De origen germano. Significa “aquel Dios”.

Salvador: Deriva del nombre latino Salvator, del verbo salvare. Se traduce como “el que salva”

Santiago: Es otra variante española de Jacobo.

Sergio: Posiblemente proviene del latín Sergius, que significa protector o guardián.

Te puede interesar

Y tú ¿Qué opinas?
Tienes que estar registrada para escribir un comentario o votar. Puedes registrarte aquí o si ya tienes una cuenta, puedes acceder a ella.
ACCEDE A TU CUENTA
Recuérdame
Entrar
REGÍSTRATE GRATIS
ÚNETE A LA COMUNIDAD DE MI BEBÉ Y YO
REGÍSTRATE GRATIS ¿Por qué registrarme?

Comentarios (0)