Mi bebé y yo

Eliminar ácaros: qué son y cómo conseguirlo

( 66 votos) load
facebook twitter whatsapp

Los ácaros son unos de los principales responsables de las alergias en los niños. Te explicamos qué son los ácaros, qué enfermedades provocan y cómo conseguir eliminarlos de forma sencilla y eficaz.

Los ácaros son pequeños animales, parecidos a arañas diminutas, que causan una de las principales alergias. ¿Cómo son exactamente estos animales? ¿Qué enfermedades causan? ¿Qué medidas hay que tomar para prevenir las alergias a los ácaros y para combatirlos?

Qué son los ácaros

Los ácaros son pequeños animales, que no se pueden ver a simple vista. Se parecen a diminutas arañas a las que les gusta mucho la humedad. Para hacernos una idea, un gramo de polvo contiene de 2.000 a 15.000 ácaros.

Estos animalitos anidan en los colchones, almohadas, cojines, sofás, alfombras, peluches. Y se denominan dermatophagoides, término de origen griego que significa "comedores de piel". Y es que los ácaros se nutren de materiales orgánicos.

acaro3d acaro microscopio

Alergia a los ácaros

La alergia es una reacción inmunológica exagerada del organismo ante una sustancia extraña. Esta sustancia o alergeno, generalmente, es proteica y puede ser de origen natural o artificial.

La de origen natural, por ejemplo, se encuentra en el polen, en el pelo de los animales, en algunos alimentos y en los mohos. La artificial está presente en fármacos y derivados, o en detergentes, entre otros. Ambas pueden ocasionar diferentes reacciones en distintos órganos, como la piel, los ojos, la nariz, los pulmones y los intestinos.

Los ácaros se consideran uno de los principales alergenos de tipo natural. Sin embargo, este tipo de alergia raras veces aparece durante la primera infancia. Y es que, para manifestarse, es preciso haber estado de dos a tres años en contacto con el alergeno.

(Te interesa: Alergias infantiles: cómo identificarlas y tratarlas)

reaccion alergica info

Cuáles son sus síntomas

Generalmente, los niños alérgicos a los ácaros del polvo presentan los siguientes síntomas.

- Trastornos de tipo respiratorio, como rinitis y asma. La rinitis, más que a través de una abundante producción de moco, casi siempre se manifiesta por lo contrario, es decir, por tener la nariz tapada.

- Algunos niños pueden padecer una tos persistente y crónica.

(Te interesa: Remedios para la tos del bebé y del niño)

- En ocasiones, la alergia también suele ir acompañada de formas dermatológicas. Por ejemplo, puede aparecer una dermatitis atópica o eccema. Esta inflamación pruriginosa puede afectar a las mejillas, las orejas y la frente, y la una sensación granulosa al tacto. Estas reacciones también se pueden extender a los pliegues de los codos, a las corvas (la parte de la pierna opuesta a la rodilla), el dorso de las manos y la zona del pulgar.

Estos síntomas son parecidos a los de otras alergias, por lo que no deben confundirse. Por ejemplo, la rinitis y el asma también pueden aparecer en la alergia al polen y en la producida por el pelo de los animales. Sin embargo, si bien las manifestaciones son casi iguales, la época en que aparecen es distinta.

La alergia más frecuente, la producida por el polen o "fiebre del heno", se manifiesta en primavera, cuando florecen las plantas que producen alergenos. La alergia producida por los mohos aparece a finales de verano y en otoño.

Sin embargo, las rinitis ocasionadas por los ácaros es poliestacional. Esto significa que puede aparecer en cualquier período, debido a la presencia constante de los ácaros que la producen. Puede agravarse, eso sí, durante el cambio de las estaciones, en otoño y en primavera. En estos períodos, es cuando los ácaros se reproducen y su concentración es aún mayor.

Se diagnostica con un test

Para descubrir sin posibilidades de error la causa de la alergia, el niño se debe someter a un test. Los hay de dos tipos: el efectuado sobre una muestra de sangre o bien sobre la piel.

De sospecharse la existencia de una alergia producida por ácaros, se efectúa el test cutáneo, llamado prick test. Para ello se emplea una cantidad de alergeno, que el médico coloca encima de la piel del antebrazo del pequeño, que después pincha para que el líquido penetre en las capas superficiales de la piel.

Cuando el niño es alérgico, aparece una pápula con enrojecimiento. El prick test, muy fácil de realizar, proporciona una respuesta rápida e inmediata.

alergia infografia

Consejos eficaces para eliminar ácaros del hogar

Quienes tienen niños alérgicos a los ácaros deben tener en cuenta las siguientes reglas.

  • Luz roja a la lana, porque favorece la proliferación de los ácaros, y luz verde, por el contrario, a los derivados sintéticos.
  • Se deben evitar los materiales de látex, porque se ha comprobado que los ácaros también pueden vivir en ellos.
  • Mejor prescindir de moquetas, almohadas de pluma, edredones y alfombras, que son reservorios de polvo.
  • Utilizar fundas para las almohadas y colchones, y lavarlas con una cierta frecuencia (al menos, cada dos o tres meses). Los ácaros mueren a 60 ºC. - Tambien existe ropa de cama antialérgica, que evita la proliferación de bacterias y ácaros.
  • Los muñecos de tela o de peluche se deben lavar con frecuencia.
  • Ventilar a diario y durante bastante tiempo la casa, especialmente, las habitaciones. Los ácaros proliferan en ambientes cálidos y húmedos. Por lo tanto, la temperatura de las habitaciones deberá situarse alrededor de los 20 ºC. Mientras que la humedad no deberá superar el 40-50%.
  • Aspirar semanalmente la casa y las superficies de tela, como colchones o sofás, con un aspirador (preferiblemente, que funcione con agua y que disponga de filtros "hepa", que pueden eliminar mejor el polvo, los ácaros muertos y sus excrementos), insistir especialmente en las costuras, donde la concentración de ácaros es mayor.
  • Quitar el polvo empleando paños húmedos, para recogerlo sin esparcirlo por el ambiente.
  • Dos o tres veces a la semana, utilizar un spray acaricida. Sin embargo, hay que tener presente que incluso los ácaros muertos pueden desencadenar alergia. Esta medida sirve únicamente para disminuir su concentración de ácaros, pero no pueden sustituir al resto de precauciones para eliminar ácaros.
  • Durante la limpieza, mantener la ventana abierta y procurar que el niño no esté presente. (Te interesa: Remedios para la tos del bebé y del niño)
  • Utilizar un purificador de aire, con tecnología iónica, ayuda a garantizar un ambiente sano en casa. Libre de impurezas y de ácaros.

(Te interesa: Los errores más frecuentes en la higiene del bebé)

¿Y qué hacer con los animales domésticos?

Sobre este tema hay opiniones encontradas. Antes, se consideraba que los animales domésticos, perros y gatos, eran los principales portadores de ácaros existentes en las casas. Sin embargo, actualmente, esto ya no es así.

Según unas recientes investigaciones efectuadas en Suecia, la presencia de perros y gatos en la casa desempeña, por contrario, un papel protector. Con el paso de los años, los niños que han tenido animales en su casa corren menos peligros de sufrir alergias que aquellos que no los han tenido y entran en contacto con los mismos siendo ya mayores.

Te puede interesar

Y tú ¿Qué opinas?
Tienes que estar registrada para escribir un comentario o votar. Puedes registrarte aquí o si ya tienes una cuenta, puedes acceder a ella.
ACCEDE A TU CUENTA
Recuérdame
Entrar
REGÍSTRATE GRATIS
ÚNETE A LA COMUNIDAD DE MI BEBÉ Y YO
REGÍSTRATE GRATIS ¿Por qué registrarme?

Comentarios (5)

Invitado - vivir sin acaros
Mi consejo es que visiteis la página vivirsinacaros.com o busqueis en facebook. Es una empresa dedicada a realizar desinfecciones periódicas de estos bichitos cada 6 meses para casos graves y una vez al año para lo demas y es muy económica.
Invitado - VacunasAlergia
Interesante post sobre la importancia de las medidas de evitación en el hogar para prevenir la alergia respiratoria a los ácaros, tan común en estos meses de otoño. También es importante que todas las personas alérgicas visiten al alergólogo para conocer en detalle su enfermedad y las opciones de tratamiento disponibles, de manera que esta condición no deteriore su calidad de vida. Compartimos con vosotros el vídeo de un webinar que recientemente realizamos junto al Dr. David González de Olano, alergólogo del Hospital Universitario de Fuenlabrada, y donde encontraréis datos relevantes sobre la incidencia y el control de las alergias respiratorias otoñales http://encuentralainspiracion.es/alergias-otonales-en-el-punto-de-mira/. Esperamos que os resulte de interés. ¡Un saludo!
Invitado - invitado
Estoy de acuerdo con Q-riosa. Con los ácaros nunca se acabará, es imposible eliminarlos por completo. Aparte de tener la casa ventilada y que entre bastante luz, limpio con paños húmedos, nunca en seco, aspiro toda la casa por lo menos una vez a la semana y lavo la ropa de cama y de los sofás a 60º. Pero tengo suerte, la única alérgica en casa soy yo y con estas medidas me es suficiente.
Invitado - invitado
es verdad si en verdad vieran como me mato en la limpieza siempre e sido muy limpia y la verdad no se pork se m icieron o kien nos ´paso los acaros lavo la ropa de cama todos los dias aspiro y paso la plancha de vapor mi kasa siempre esta ventilada yh no puedo terminar con ellos mi bb sta lleno de ronchas y no aguanta la comezon y los dermatologos ya no saben ni k recetarme en serio pido ayuda ya no se k acer ni sikiera tenemos mascotas y ya no puedo con la limpieza xtrema pero los acaros ahi siguen
Invitado - invitado
Yo soy asmática y super alérgica a los ácaros, me parece muy bien los consejos que dan pero algunos son un poco exagerados, es verdad que el spray acaricida es una maravilla, pero hay que usarlo como diga el Dr/a (a mi me lo han recomendado cada 6 meses o así, no 2 o 3 veces a la semana). Lo mejor es tener mucho cuidado con las acumulaciones de polvo y pasar una buena aspirada un par de veces por semana... lo demás son adornos pitos y flautas. Un saludo.