Mi bebé y yo

Muere un bebé de 11 meses por meningitis

( 1 voto) load
facebook twitter whatsapp

Este pasado fin de semana ha muerto un bebé de Lleida (Cataluña) por meningitis. La niña, de 11 meses, fue trasladada al hospital Parc Taulí de Sabadell, donde murió a causa de una sepsis neumocócica.

La meningitis ha sido la causa de la muerte de un bebé de 11 meses este pasado fin de semana en el Hospital Parc Taulí de Sabadell (Barcelona). La niña, que residía en la localidad de Palau d'Anglesola (Lleida), fue ingresada en el hosptial ya que sufría una sepsis neumocócica, una infección generalizada causada por el neumococo, una bacteria que provoca meningitis

La meningitis o enfermedad meningocócia es una infección grave que puede ser contagiosa. Debido a ello, y con el fin de prevenir posibles contagios, médicos del Departamento de Salud se reunieron el pasado viernes, tras conocerse el caso, con los padres de alumnos de la guardería a la que iba la niña en Mollerusa (Lleida) y también con técnicos municipales, dado que la pequeña hacía un curso en la piscina municipal. En principio, no existe riesgo de contagio.

Los casos de meningitis son más frecuentes en invierno y primavera y, aunque pueden aparecer como un brote, generalmente son casos aislados. La enfermedad puede presentarse a cualquier edad, pero es más habitual en niños de entre uno y cinco años. A mediados de enero, otra niña de 17 meses murió por esta misma causa en el Hospital Trueta de Girona (Cataluña). 

(Te interesa: Meningitis en niños: ¿cómo identificarla y tratarla?)

¿Qué es la meningitis?

La meningitis es una una inflamación de las meninges, que son las membranas que rodean el cerebro y puede desembocar en una infección generalizada (sepsis). Los agentes que provocan la meningitis son numerosos y, básicamente, se puede distinguir entre: 

  • Meningitis vírica: es la más común y la más leve. La inflamación afecta exclusivamente las meninges y el paciente se recupera.
  • Meningitis bacteriana: es más agresiva, ya que puede pasar al torrente sanguíneo y afectar a los órganos vitales. Este tipo de meningitis suele estar provocada por un neumococo o un meningococo

La enfermedad se manifiesta de forma repentina provocando somnolencia y desgana en el niño, que llora a menudo y presenta fiebre que puede oscilar entre valores muy altos y muy bajos. Lo más llamativo de la meningitis es que el niño sufre trastornos neurológicos, con dificultad para levantarse de la cama o rigidez de la nuca, entre otros.

El diagnóstico de la meningitis se hace a través de un análisis de sangre. En caso de resultado positivo de la enfermedad, será el médico el encargado de indicar el tratamiento a seguir, que será a base de antibióticos, diferentes en función del germen identificado.

(Te interesa: Meningitis B: ¿cuándo se debe vacunar a los niños?)

¿Existe una vacuna?

Solamente algunas formas de meningitis pueden prevenirse con vacunas, pero es necesario saber que las vacunas no ofrecen una protección total, ya que actúan sobre determinados antígenos de la cepa bacteriana. El calendario de vacunas de 2018 incluye la vacuna antineumocócica (el neumococo es una bacteria que puede provocar meningitis, entre otras enfermedades), la vacuna frente a los meningococos de los serogrupos A, C, W, Y y la vacuna frente al meningococo B

(Te interesa: Nuevo calendario de vacunas 2018)

Te puede interesar

Y tú ¿Qué opinas?
Tienes que estar registrada para escribir un comentario o votar. Puedes registrarte aquí o si ya tienes una cuenta, puedes acceder a ella.
ACCEDE A TU CUENTA
Recuérdame
Entrar
REGÍSTRATE GRATIS
ÚNETE A LA COMUNIDAD DE MI BEBÉ Y YO
REGÍSTRATE GRATIS ¿Por qué registrarme?

Comentarios (0)